¿Es posible un divorcio amigable sin herir a los hijos? Responde un experto en familia

REDACCIÓN CENTRAL, 04 Oct. 16 (ACI).- El P. Ángel Espinosa de los Monteros, conocido sacerdote mexicano experto en temas de familia y conocido por ...
publicado por
ACI Prensa avatar photo
hace karma
0,30

REDACCIÓN CENTRAL, 04 Oct. 16 (ACI).- El P. Ángel Espinosa de los Monteros, conocido sacerdote mexicano experto en temas de familia y conocido por su pastoral matrimonial, hizo una reflexión sobre la pregunta que se hacen algunos sobre "¿si es posible tener un divorcio amigable sin que los hijos sufran?”.

En entrevista concedida a ACI Prensa, el sacerdote explicó que el "divorcio amigable" en realidad “es una mentira” y que “los niños van a sufrir” cuando hay una ruptura entre los padres.

El sacerdote comentó que “existen divorcios amables en donde incluso el papá y la mamá podrían seguir siendo amigos, conozco alguno. Pero por supuesto que no tiene nada que ver con lo que realmente es una familia natural”.

“Todo niño necesita papá y mamá y no a distancia porque yo puedo seguir diciendo ‘voy a ser tu papá y no te va a faltar nada y me voy a hacer presente en los momentos importantes de tu vida’, mentira”.

El sacerdote indicó que los adolescentes necesitan con mayor urgencia la presencia del padre y de la madre porque en esa etapa está más propenso a caer en el alcoholismo, las pandillas, las drogas y en otras problemáticas.

El presbítero dijo que en ocasiones algunas personas llegaron al estilo de vida homosexual porque sufrieron la carencia de un modelo o figura en casa. Algunos pueden decir: "no tuve madre, no tuve padre y entonces, ahora, me refugio en una persona que lo confundo más o menos con mi padre o con mi madre”, explicó.

Asimismo, el sacerdote resaltó que los padres tienen un papel crucial en la formación espiritual e intelectual de los hijos y que por esa razón su presencia es vital.

Sobre las formas para consolidar el matrimonio y hacer que cada día se mejore, el experto en familia explicó que se debe tener en cuenta dos cosas importantes:

“Conocer muy bien a la persona y casarse sabiendo que es algo para siempre. Y después ya casados tratar a la persona con la mayor bondad. Allí entra todo el tema del perdón, las salidas frecuentes, el darle prioridad al marido o a la mujer por encima de los hijos y todo lo demás¨, aseguró el presbítero a ACI Prensa.

“Si escogiste a la persona bien y si te casas ‘quemando las naves’, sabiendo que no hay vuelta para atrás, eso te hará saber que estás en casa propia y una casa propia se cuida¨, precisó.

Cuando una persona se casa, dijo el sacerdote de los legionarios de Cristo, ya “no estás en ‘una casa de renta’ donde el día que ya no quieras te vas y por tanto no hay nada que arreglarle, ‘yo ya no le voy a meter dinero a algo que no es mío’”.

“Cuando uno se casa sabiendo que el matrimonio es para siempre, ‘esta es mi casa, este es mi hogar, estos son mis hijos, es la persona que me ama, esto es para siempre’”, entonces “invierto, la arreglo y la cuido”, concluyó.

También te puede interesar:

El Papa asegura que matrimonio hombre-mujer es la cosa más bella creada por Dios https://t.co/GhbKJXD5gj

— ACI Prensa (@aciprensa) 1 de octubre de 2016

Fuente: AciPrensa