El Betis condena el trato a Zozulya y Tebas amenaza con una “querella criminal”

02.02.2017 – 17:21 H. La plantilla del Real Betis ha apoyado este jueves al delantero ucraniano Roman Zozulya, expresado su indignación y condenado el ...

02.02.201717:21 H.

La plantilla del Real Betis ha apoyado este jueves al delantero ucraniano Roman Zozulya, expresado su indignación y condenado el “linchamiento público” de “gravedad extrema” de un futbolista “cuyo comportamiento profesional y personal desde su llegada a este vestuario ha sido intachable”. Los jugadores béticos comparecieron hoy tras el entrenamiento y el capitán, Joaquín Sánchez, leyó un comunicado en el que los futbolistas del Betis condenan los “episodios” que han frustrado la cesión del ucraniano al Rayo Vallecano por la presión e insultos por parte de hinchas ultras del club madrileño.

La llegada de Zozulya al Rayo ha estado envuelta en polémica desde el primer momento. Nada más conocerse la cesión del jugador al equipo madrileño, la plataforma de peñas ADRV y el colectivo de aficionados que conforman Bukaneros mostraron su malestar por la supuesta afinidad del jugador con un grupo neonazi de su país. Esa tensión que se vivió a lo largo de la mañana del miércoles derivó en la llegada de varias furgonetas de policías antidisturbios, que intentaron desalojar de la Ciudad Deportiva a algunos de esos aficionados que previamente mostraron su descontento con el jugador.

“Queremos condenar el trato al que se ha visto sometido y cuyo origen no deja de ser una noticia falsa sobre el significado de la camiseta con la que aterrizó en Sevilla. La situación creada posteriormente nos parece de una gravedad extrema y sentimos que en cualquier momento podemos ser uno de nosotros las víctimas de un trato similar”, señala la nota. El comunicado señala que la situación que se ha creado les parece “de una gravedad extrema” y que la Asociación de Futbolistas Españoles (AFE) ya ha tomado cartas en el asunto “para defender el derecho” de Zozulya “a ejercer su profesión en unas condiciones adecuadas” y que, por tanto, garanticen su “máxima seguridad”.

Precisamente, representantes de la AFE, LaLiga, el Rayo Vallecano y Zozulya mantendrán una reunión para “buscar soluciones” a la situación del delantero, después de su fallida cesión del Betis al conjunto rayista. La AFE anunció el encuentro “para buscar todas las soluciones necesarias para garantizar completamente la seguridad del futbolista en el ejercicio de su profesión”. El sindicato de jugadores manifestó que “está trabajando para garantizar los derechos del jugador”, que fue cedido el 31 de enero del Betis al Rayo durante seis meses, aunque el futbolista regresó de Madrid a Sevilla ayer por las protestas de diversos sectores de la afición vallecana por una presunta adscripción ultra del delantero bético.

Los jugadores verdiblancos añaden que esperan que “todos los organismos que deben velar por el buen desarrollo de la competición adopten las medidas necesarias para que su imagen y la de la Liga española no quede manchada por comportamientos inaceptables y que van en contra de los valores que debe fomentar este deporte”. “Todos, incluidos vosotros (los periodistas), deberíamos reflexionar sobre lo fácil que es hacer daño gratuito. Por nuestra parte, manifestar todo nuestro apoyo a Roman y a su familia. Todos somos Zozulya“, concluye el comunicado leído por Joaquín.

Javier Tebas, presidente de LaLiga, declaró este jueves que va a investigar la frustrada incorporación de Zozulya al Rayo y aseguró que no descarta una querella criminal si denota “coacción clara”. Tebas desveló que ha mantenido conversaciones con los presidentes del Betis, Rayo y AFE, y que en las próximas horas tendrá otra reunión en la que analizará todo lo acontecido con la frustrada cesión del jugador ucraniano del equipo sevillano al madrileño. “Si de la siguiente conversación se denota que ha habido coacción clara, o si el presidente del Rayo y el jugador me dicen que se han sentido amenazados, pondré una querella criminal por coacciones”, dijo Tebas.

Zozulya, junto a Ángel Haro, presidente del Betis (Realbetisbalompie.es).Zozulya, junto a Ángel Haro, presidente del Betis (Realbetisbalompie.es).

“Es inadmisible que tengamos ese problema en España. El jugador parece que tiene limitados sus derechos fundamentales, algo que solo pueden hacer los jueces, y por eso si tengo esa sensación o el indicio de que ha habido coacciones, no voy a dudar en acudir a poner una querella criminal contra los que lo han hecho”, confesó. “No se puede etiquetar a una persona por su ideología. Mientras un juez no someta a una persona a restricciones de sus derechos fundamentales, nadie lo puede hacer. La tolerancia de un país se demuestra siendo tolerante”, apuntó el dirigente. José Ramón Lete, presidente del Consejo Superior de Deportes, abogó por “la tolerancia y respeto” en el deporte haciendo un “llamamiento a la concordia”. “El deporte tiene que seguir unos cauces estrictos y por eso hay que luchar contra la violencia, la intolerancia y el racismo”, manifestó.

El Real Betis, por su parte, lamentó el daño “grave” a la imagen y proyección deportiva de Zozulya. En un comunicado oficial de cinco puntos, la entidad verdiblanca ha precisado todos los pormenores de la cesión y situación contractual del jugador. No obstante, el Betis precisa en su pronunciamiento que Zozulya “a todos los efectos es futbolista de la entidad madrileña hasta el próximo 30 de junio”, y recalca que “lamenta profundamente” que “se le impidiera desarrollar su actividad profesional como jugador de fútbol”.

Fuente: ElConfidencial – Deportes