¿Lo positivo es que ellos son positivos?

La oposición paga a extranjeros para que hagan cola y generen saqueos, todo el que hace cola es porque tiene dinero, colas en los supermercados demuestra ...
publicado por
Abraham Andrade avatar photo
hace karma
1,45

La oposición paga a extranjeros para que hagan cola y generen saqueos, todo el que hace cola es porque tiene dinero, colas en los supermercados demuestra que si hay recursos, estos son algunos de los comentarios que funcionarios públicos hacen sobre un tema, que desde hace mucho es el día a día de los venezolanos. Otros por su parte piden calma y paciencia o incluso aseguran que las personas no ‘’traicionarían a Chavez’’, emitiendo de esta manera comentarios más positivos sobre la situación del país.

Por un tercer camino encontramos a otro tipo de personas afines al oficialismo que por su parte son más reservados, y se limitan a no hablar respecto al tema. Pero ¿Cuál es el veredicto de las personas que tanto el oficialismo, como la oposición llaman pueblo? Algunas personas que se enfrentan a una realidad muy distinta a la que el mandatario nacional suele venderles en cadena de radio y televisión, encuentran formas diversas de mostrar su disgusto, algunos llevan agua para hidratar a quienes hacen colas en horas donde el calor sofoca, lo particular de esto es que cada vaso de plástico lleva un mensaje con la intención de crearle al venezolano una idea más ambiciosa y menos conformista con la realidad. Por otra parte algunos que hacen cola desde muy temprano, y con muchas horas en el lugar se dedican a entonar gritos de rechazo a las colas, o en su defecto contra quienes ellos consideran son los responsables de cada minuto que pasan en una cola.

Con regularidad cada cola en cada abastecimiento o mercado es todo un azar, puesto a que esperas tu turno para para intentar adquirir un producto, que no sabes si para cuando entres estará, y de encontrarlo más vale no perder tiempo en comparar marcas, pues al final actualmente ningún mercado en Venezuela se destaca por su variedad.

Así como aparece un producto también desaparece, la escasez lleva a las personas a sacar su aspecto más solidario, pues esta quien hace su cola para sacar cuanto alimento escaso se le permita, y quizá regalarle alguno a su vecino, familiar o amigo que le pueda faltar, pero por otro lado las colas también son capaces de llevar al venezolano a el otro extremo, pues en medio de tanta escasez e incertidumbre, algunas de las personas que no logran adquirir un producto buscan obtenerlo usando alternativas nada correctas,, como por ejemplo: robarlo o luchar a golpes por ello. Pero aún quedan algunos venezolanos que no están nombrados, y son aquellos a quienes no les da tiempo de hacer una cola, pues estos suelen verse en la obligación de llegar a esos productos que buscan, por medio de quienes se han vuelto hoy día las medidas desesperadas, esas que buscan satisfacer a las personas desesperadas y que comúnmente llamamos buhoneros o comerciantes informales. Mientras tanto yo me alisto en la cola que pide un cambio para un país que no debe conformarse con los comentarios positivos de personas que no vienen siendo un factor positivo para el país.