¿La esencia de Madre Teresa y Padre Pío? Esto dice un Cardenal ante el corazón del santo

REDACCIÓN CENTRAL, 24 Sep. 16 (ACI).- El viernes 23 de septiembre se celebró la Santa Misa por la fiesta de San Pío de Pietrelcina en la ...
publicado por
ACI Prensa avatar photo
hace karma
0,20

REDACCIÓN CENTRAL, 24 Sep. 16 (ACI).- El viernes 23 de septiembre se celebró la Santa Misa por la fiesta de San Pío de Pietrelcina en la Catedral Holy Cross en Boston, Estados Unidos, en el evento final de la visita de la reliquia del santo fraile capuchino a esta ciudad que se inició el día 21.

La Misa fue celebrada por el Arzobispo de Boston, Cardenal Sean O’Malley, quien aseguró durante la homilía que “el Padre Pío es como la Madre Teresa de Calcuta, la otra gran estrella del Jubileo de la Misericordia”.

“Pío de Pietrelcina fue un hombre del pueblo, él no era muy habilidoso o sofisticado. Fue un simple fraile que fue transformado por el amor de Dios. Si pudiéramos reducir su vocación a su esencia podríamos señalar dos pilares de su vida: la oración y la misericordia”, explicó el Prelado.

Santa Teresa de Calcuta fue canonizada el pasado 4 de septiembre, en el marco de la celebración del Jubileo de los Operarios de la Misericordia.

El Cardenal indicó que ambos santos se dedicaron “al Santísimo Sacramento, al rosario, la meditación y la oración, lo que les dio la energía ilimitada para servir a los más pobres entre los pobres. En estos santos nosotros vislumbramos el rostro de Dios”.

El Purpurado recordó también que el santo de los estigmas proponía cinco elementos a quienes lo buscaban para la dirección espiritual “confesión semanal, comunión diaria, lectura espiritual, meditación y examen de conciencia”.

El Cardenal O’Malley explicó que el corazón del Padre Pío, presente en el templo para su veneración, “es el símbolo de la grandeza del amor de Dios. Ese amor que lo llevó a realizar tantos sacrificios para servir al Señor y al necesitado”.

“Pidamos que el ejemplo de su oración y misericordia, los dos aspectos centrales de su vida, sean el antídoto para los muros que el mundo de hoy erige en frente nuestro. Las personas no tienen tiempo para la oración, para las obras de misericordia, y vean ustedes el desastre que es el mundo sin ambas”, manifestó.

 

El Arzobispo dijo que si bien el Padre Pío no publicó un libro o impartió lecciones como catedrático, “convenció a miles –incluso en una era de escepticismo– de que los milagros no eran un mito”.

“Los archivos del Santuario Nuestra Señora de Gracia en San Giovanni Rotondo (Italia) contienen volúmenes de testimonios de miles de personas que fueron sanadas de enfermedades incurables a través de la intercesión del Padre Pío. Sin embargo, fueron muchas más las personas tocadas profundamente por la forma cómo celebraba la Eucaristía, que por las curaciones, éxtasis o profecías”, destacó.

“Pocos santos fueron honrados con la devoción que él recibió. Hace unos años el popular diario italiano, Famiglia Cristiana, hizo una encuesta que indicaba que la gente de Italia le rezaba al Padre Pío más que a cualquier otro. Otro diario sacó un titular que decía ‘no todos los italianos creen en Dios, pero todos creen en el Padre Pío’”.

“Nosotros debemos imitar a este hombre que amó tanto a Dios y a sus semejantes, para que podamos ser verdaderos discípulos que no le teman a la cruz”.

El Cardenal explicó que “como San Francisco de Asís antes que él, el Padre Pío se convirtió en un crucifijo vivo. Sufrió un terrible sufrimiento físico, tormento espiritual e incluso persecución de algunos miembros de la Iglesia”.

El Arzobispo de Boston dijo asimismo que “nuestro miedo a la cruz es lo que nos hace católicos mediocres. Como el Padre Pío, no debemos gloriarnos de nada, sino en la cruz de nuestro Señor Jesucristo por el cual el mundo fue crucificado para nosotros y nosotros para el mundo”.

Finalmente, el Cardenal O’Malley que, en lo que resta del Año Jubilar, “abracemos este gran amor, estas grandes cosas que nos enseñan la vida del Padre Pío: oración y misericordia, compasión por el pecador, amor sin restricciones para el enfermo y el sufriente”.

“Que el corazón de este santo fraile nos ayude a tener corazones amorosos y nos guíe al corazón de Cristo”, concluyó.

También te puede interesar:

VIDEO: Así fue la última Misa del Padre Pío pocas horas antes de morir https://t.co/DMDvFlCUSI

— ACI Prensa (@aciprensa) 18 de septiembre de 2016

Fuente: AciPrensa