Mons. Lückert se recupera de problema de salud y denuncia falta de medicinas en Venezuela

CARACAS, 08 Mar. 16 (ACI).- El Arzobispo de Coro (Venezuela), Mons. Roberto Lückert, se recupera satisfactoriamente luego de haber estado internado ...
publicado por
ACI Prensa avatar photo
hace karma
0,10

CARACAS, 08 Mar. 16 (ACI).- El Arzobispo de Coro (Venezuela), Mons. Roberto Lückert, se recupera satisfactoriamente luego de haber estado internado cuatro días en una clínica local. Su familia tuvo que recurrir a las redes sociales para conseguir las medicinas que necesita el Prelado pues no están disponibles en las farmacias debido a la grave crisis económica del país.

De todo corazón y con las más ferviente piedad oro por la salud de mi padre y pastor desde siempre Monseñor Luckert. pic.twitter.com/hcqVjiBPPq

— Jorge Castillo (@opositor459) 25 de febrero de 2016

La prensa local informó que el Arzobispo permaneció internado del miércoles al sábado 5 de marzo. “Me dio un accidente con el que perdí el conocimiento y tuve que venir para que vieran y estudiaran qué pasaba”, explicó Mons. Lückert a ACI Prensa. Indicó que al parecer “fue una medicación que me dieron, que me hizo bajar la frecuencia cardiaca, pero ya estoy bien gracias a Dios. Mañana tengo otro examen”.

Sin embargo, para poder ser tratado se debió usar todos los medios posibles –incluyendo las redes sociales– para conseguir los medicamentos que aún necesita.

URGENTE. Requiero Normix (Rifaximina) 200 mg y Trileptal (Oxcarbazepina) 300 mg. Si saben algo, déjenme saber por aquí. Gracias.

— Roberto Lückert León (@MonsLuckert) 6 de marzo de 2016

“Ya conseguimos un medicamento anticonvulsivo que me ponen. Ya lo conseguimos gracias a Dios a través de unos amigos, pero no se conseguían en todas las farmacias”, indicó a ACI Prensa.

En ese sentido, el Arzobispo aprovechó para denunciar la falta de medicinas que sufre Venezuela. “Es el desespero que hay. Se está muriendo gente por falta de medicamentos. Te puedo decir que en el caso de Coro, en el estado de Falcón, en estos 17 años con todo el chorro de dólares que entraron, no hay una cama nueva de hospital”.

“No han hecho nada, la bonanza petrolera (el gobierno) no la han sabido aprovechar, entonces ahora tenemos esta crisis que no se va a resolver en quince días. Esto es para largo”, indicó.

“Se está muriendo la gente por falta de medicamentos”, insistió. “Los anticonvulsivos no se consiguen, las personas con presión alta se están muriendo porque no consiguen las medicinas para controlar la presión. Entonces ellos (el gobierno) vive diciendo mentiras haciéndole creer a la gente o al exterior de que este es el mar de la felicidad cubana”.

Por ello, criticó que cuando alza la voz y denuncia la escasez, el gobierno “me manda a que me quite la sotana y que forme un partido político. Para decir esto no necesito quitarme la sotana. Los convulsivos aquí en Maracaibo, la segunda ciudad importante de Venezuela, no hay en las farmacias”.

Ante esta situación, el Prelado exhortó al gobierno de Nicolás Maduro a que “se sienten a ver la realidad del país y dejen de convertir el Congreso en una gallera”.

“La nueva oposición, que son los chavistas, no han entendido que perdieron las elecciones (parlamentarias) y que más del 50 por ciento del país está pidiendo un cambio. Ellos no lo quieren entender y tampoco quieren entender que han dejado de ser poder en el Congreso y que el Congreso de la República no es un apéndice del Ejecutivo”, expresó.

Según la Federación Farmacéutica venezolana, en el país la escasez de medicinas alcanza el 80 por ciento. Esto motivó que el viernes 26 de febrero miles de personas se movilizaran en diversas ciudades, en protesta por la falta de medidas del gobierno.

En declaraciones recogidas por la prensa local, el titular de la Federación Farmacéutica, Freddy Cevallos, pidió al defensor Tareck William Saab que interceda para que Maduro acepte la ayuda humanitaria que decretó la Asamblea Nacional hace un mes, así como la ayuda que ofreció la Organización Mundial de la Salud.

Fuente: AciPrensa