Papa Francisco en el Ángelus: Los matrimonios participan de la potencia creadora de Dios

VATICANO, 04 Oct. 15 (ACI).- El Papa Francisco explicó hoy la importancia del Sínodo de la Familia al presidir el Ángelus desde la ...
publicado por
ACI Prensa avatar photo
hace karma
0,60

VATICANO, 04 Oct. 15 (ACI).- El Papa Francisco explicó hoy la importancia del Sínodo de la Familia al presidir el Ángelus desde la ventana de su estudio en el Palacio Apostólico.

Luego de la Misa celebrada en la Basílica Vaticana con la que quedó inaugurado el Sínodo de la Familia que lleva como tema “La vocación y la misión de la familia en la Iglesia y en el mundo contemporáneo”, el Pontífice saludó a los fieles en la Plaza de San Pedro.

El Obispo de Roma señaló que los matrimonios por su unión “transmiten la vida a nuevos seres humanos: se convierten en padres”, por lo que “participan de la potencia creadora de Dios mismo”.

Los Padres Sinodales, provenientes de todas partes del mundo y reunidos en torno al Sucesor de Pedro, reflexionarán durante tres semanas sobre la vocación y la misión de la familia en la Iglesia y en la sociedad, "para un atento discernimiento espiritual y pastoral”, explicó al comenzar.

“Tendremos nuestros ojos fijos sobre Jesús para identificar, sobre la base de su enseñanza de verdad y de misericordia, los caminos más oportunos para un trabajo adecuado de la Iglesia con las familias y por las familias, para que el diseño originario del Creador sobre el hombre y la mujer pueda hacerse y se obre en toda su belleza y su fuerza en el mundo de hoy”.

El Santo Padre comentó brevemente las lecturas de la liturgia del día y subrayó que precisamente una de ellas es “el texto fundamental del Libro del Génesis sobre la reciprocidad entre hombre y mujer”.

“Por eso, el hombre deja a su padre y su madre y se une a su mujer y los dos son una sola carne, es decir, una sola vida, una sola existencia”.

Pero el Papa advirtió de que esto es posible porque “Dios es amor” y “se participa de su obra creadora cuando se ama con Él y como Él”.

“Éste es también el amor que se les dona a los esposos en el Sacramento del matrimonio”. Es el amor que alimenta su relación, a través de alegrías y dolores, momentos serenos y difíciles”.

“Es el amor que suscita el deseo de generar los hijos, de atenderlos, acogerlos, criarles, educarlos” y “el mismo amor que, en el Evangelio de hoy, Jesús manifiesta a los niños”.

Por eso, “hoy le pedimos al Señor que todos los padres y educadores del mundo, como también toda la sociedad, se hagan instrumentos de aquella acogida y aquel amor con el que Jesús abraza a los más pequeños”, explicó el Papa a los fieles.

“Él mira sus corazones con la ternura y solicitud de un padre y al mismo tiempo de una madre”, subrayó después.

Francisco tuvo también un recuerdo por “tantos niños enfermos, abandonados, explotados, obligados a la guerra, rechazados”.

“Es doloroso ver las imágenes de los niños infelices, con la mirada perdida, que escapan de la pobreza y los conflictos, llamando a nuestras puertas y a nuestros corazones implorando ayuda”.

Francisco deseó que “El Señor nos ayude a no ser sociedad-fortaleza, sino sociedad-familia, capaces de acoger, con reglas adecuadas, pero acoger”.

“Les invito a sostener con la oración los trabajos del Sínodo, para que el Espíritu Santo haga a los Padres Sinodales plenamente dóciles a sus aspiraciones”.

También te puede interesar:

Papa inicia Sínodo: El sueño de Dios para su criatura predilecta es el amor hombre-mujer http://t.co/2FFaMksvMK

— ACI Prensa (@aciprensa) octubre 4, 2015

Fuente: AciPrensa