Queman local de universidad católica en el sur de Chile

SANTIAGO, 20 Abr. 16 (ACI).- En la madrugada del 18 de abril un grupo de encapuchados armados ingresó a un centro de la Universidad Católica ...
publicado por
ACI Prensa avatar photo
hace karma
0,10

SANTIAGO, 20 Abr. 16 (ACI).- En la madrugada del 18 de abril un grupo de encapuchados armados ingresó a un centro de la Universidad Católica de la Santísima Concepción, en la ciudad de Cañete al sur de Chile, y prendió fuego al recinto.

Se trata del Centro de Innovación y Transferencia Tecnológica Agropecuaria, ubicado en la región del Biobío, una zona en constante conflicto territorial entre algunas comunidades mapuches y el Estado.

Los individuos también atacaron al administrador del lugar, Eduardo Jeria, y rociaron con combustible a sus hijos. Los amenazaron con quemarlos si no abandonaban el lugar. Afortunadamente no hubo ningún herido ni afectado y estas personas pudieron salir del lugar antes del incendio.

El Presidente de la Conferencia Episcopal de Chile, Cardenal Ricardo Ezzati, expresó su “dolor e indignación” por los hechos ocurridos y manifestó su cercanía “a la Arquidiócesis, a la Universidad Católica y a las comunidades que han sufrido tan grave daño”.

En una carta dirigida al Arzobispo de Concepción, Mons. Fernando Chomali, el Cardenal Ezzati señaló que el centro “fue una respuesta de la Iglesia a la petición de los caciques a favor de la población Mapuche, especialmente de las familias y los jóvenes de esa localidad”.

Tanto el centro como la Universidad “son una expresión concreta de la cercanía de la Iglesia a la problemática situación del pueblo Mapuche”, agregó el también Arzobispo de Santiago.

“Por eso, me cuesta convencerme que este lamentable hecho sea la expresión de las comunidades Mapuche de Cañete que se han visto favorecidas en la búsqueda de su dignificación”, sostuvo.

“La certeza que vale la pena servir, les regale el don de la esperanza y de la serenidad”, concluyó el Cardenal.

El Cardenal Ezzati fue Arzobispo de Concepción y Canciller de la Universidad Católica de la Santísima Concepción entre 2006 y 2010.

En 2010 el Purpurado logró iniciar el diálogo entre el Gobierno chileno y 35 comuneros presos que estaban en huelga de hambre para exigir mayor agilidad en sus procesos judiciales, ya que estaban sometidos a la Ley Antiterrorista y a los dobles enjuiciamientos tanto en la justicia ordinaria como militar.

El incendio del centro universitario se suma la lista de ataques a instalaciones de la Iglesia Católica en las zonas donde se llevan a cabo campañas de recuperación de lo que algunas agrupaciones mapuches consideran sus tierras ancestrales.

Entre 2014 y 2016 ya son 11 los templos católicos que han sido destruidos en la zona. A ello se suma diversos ataques contra agricultores, predios forestales, transportistas de camiones y pequeñas parcelas durante 2015.

También te puede interesar:

Ya son 6 las iglesias católicas destruidas en Chile en 2016 https://t.co/ORdDtsfNc9

— ACI Prensa (@aciprensa) 15 de abril de 2016

Fuente: AciPrensa