Vaticano: Sacerdote reflexiona sobre importancia de María Magdalena en la Iglesia

ROMA, 22 Jul. 16 (ACI).- Hoy que se celebra por primera vez la fiesta de Santa María Magdalena, el sacerdote, escritor y funcionario de la ...
publicado por
ACI Prensa avatar photo
hace karma
0,30

ROMA, 22 Jul. 16 (ACI).- Hoy que se celebra por primera vez la fiesta de Santa María Magdalena, el sacerdote, escritor y funcionario de la Secretaría de Estado del Vaticano, Mons. Florian Kolfhaus, escribe una profunda reflexión sobre el valor y el papel de esta importante mujer en la historia de la Iglesia.

Aquí el resumen de su extensa columna publicada originalmente en CNA Deutsche:  

El Papa Francisco elevó la memoria litúrgica de Santa María Magdalena al rango de fiesta, y por lo tanto, elevó aún más la importancia de la mujer que entró por primera vez al sepulcro y fue testigo de la Resurrección de Cristo ante los apóstoles.

Ella es testigo de la Buena Nueva y por ello Santo Tomás de Aquino la nombró “apostolorum apostola”, porque anuncia a los apóstoles lo que a su vez ellos anunciarán en todo el mundo.

Por supuesto, esto no quiere decir que ella fue la primera en el Colegio Apostólico y que disputa la posición de San Pedro. En vez de eso, este hermoso título dice que ella fue la "apóstol de los apóstoles", la que fue enviada a los embajadores.

Tampoco es raro que María Magdalena sea utilizada para promover una falsa teología feminista que no tiene reparos en exigir la ordenación de mujeres como sacerdotes o diáconos. El Papa Francisco, a pesar de que aprecia y promueve la importancia de la mujer en la vida de la Iglesia, nunca ha tenido en cuenta este tipo de solicitudes.

El triste clímax de estos mitos sobre la discípula fiel de Cristo fue la novela de Dan Brown "El Código Da Vinci", en la que se afirma que María Magdalena fue la esposa de Jesús con quien tuvo un hijo. Y que, por supuesto, esta “verdad” fue ocultada por la Iglesia, aunque algunos grupos (como los Templarios, la Masonería y el Priorato de Sión) se encargaron de proteger a la descendencia de Jesús y de María Magdalena, considerada como una “diosa” femenina que llevaba la verdadera religión de Jesucristo.

Es recurrente el deseo de muchos por descubrir una nueva intriga, un complot de asesinato y corrupción al interior la Iglesia Católica en vez de adentrarse en estudios más profundos. Aquel que explota este tipo de temas inevitablemente se deslizará en la lista de los bestsellers.

"El Código Da Vinci" de Brown trabaja estrechamente los clichés del dinero, poder, corrupción, decadencia, inhibiciones sexuales, órdenes secretas que sobornan y compran asesinos. Su novela ni siquiera es digna de mención, ¿por qué entonces influencia en la opinión de muchos?

Hasta el día de hoy, muchos creen en la historia de amor entre Jesús y una ex prostituta. Incluso en el musical "Jesucristo Superstar" se ve a Magdalena enamorada de Cristo.

El bestseller de Dan Brown no es de ninguna manera un libro de nuevas revelaciones. El "Código Da Vinci" retoma el tema popular de la búsqueda del “Santo Grial”. Sin embargo, este “Grial” ya no sería el cáliz de la Última Cena donde según la leyenda fue recogida la sangre de Cristo, sino que era la misma María Magdalena. Se asegura que ella es el verdadero “Grial”, que ella contenía la verdadera sangre de Cristo a través de los hijos que engendró. Ella era el tesoro de Cristo y el guardián de su legado.

Santa María Magdalena merece que su memoria se celebre como una fiesta, sobre todo por las innumerables interpretaciones erróneas de su biografía, que en realidad, es una verdadera historia de amor. No como las historias baratas que venden en los quioscos, sino de una vida en la que se sigue a Jesucristo.

María Magdalena, misteriosamente representa la figura de la novia en el Cantar de los Cantares, quien busca al joven pastor con la profunda esperanza de volver a estar juntos para siempre; es una mujer santa, que como la Virgen María tuvo un lugar prominente en la Iglesia primitiva.

Estuvo a los pies de Jesús, y como mencioné antes, no se sentó en la Cátedra de Pedro. Sus hijos e hijas no son como lo que describe Dan Brown, pero sí como todos aquellos que siguen su ejemplo y buscan a Jesús con todo su corazón.

Que María Magdalena nos ayude a encontrar el verdadero amor, que con esperanza y júbilo espera la llegada del Domingo de Resurrección para que en todo el mundo se anuncie la Buena Nueva, sin ningún temor.

También te puede interesar:

 

Hoy es la fiesta de Santa María Magdalena, la primera mujer que vio a Cristo resucitado https://t.co/GyrZVXeyW6

— ACI Prensa (@aciprensa) 22 de julio de 2016

 

Fuente: AciPrensa