Meter a niños preescolares en una residencia de ancianos cambió las vidas de todos

Unos niños de preescolar alojados en un asilo están cambiando la vida de los ancianos, pero también de los niños. La residencia de mayores Providence Mount ...
publicado por
Bored Panda avatar photo
hace karma
2,50

Unos niños de preescolar alojados en un asilo están cambiando la vida de los ancianos, pero también de los niños. La residencia de mayores Providence Mount St. Vincent en Seattle alberga a unos 400 ancianos, y el Centro de Aprendizaje Intergeneracional (ILC) es una instalación de cuidado infantil que permite que los niños de hasta 5 años interactúen con estos residentes a través de actividades tanto estructuradas como no.

El propósito general de ILC es ayudar a los niños a aprender sobre los ancianos. Específicamente, el programa intenta que los niños aprendan sobre el proceso normal de envejecimiento, a aceptar a la gente con discapacidades, ayudarles a reducir su miedo a las personas adultas, y dar y recibir amor y atención incondicionales. Un documental sobre esta iniciativa está llevándose a cabo.

Más información en: The International Learning Center | Providence Mount St. Vincent Assisted Living 

El 43% de los ancianos experimenta aislamiento social

Y este programa permite que niños de preescolar vayan a una residencia de ancianos

Permite que los niños aprendan e interactúen con los más de 400 residentes ancianos que ahí viven

“Los niños y los residentes se unen en gran variedad de actividades planeadas, como arte, música, contar historias o simplemente de visita”

“Esto mejora las oportunidades de niños y personas de todas las edades de interactuar con frecuencia”

Los niños en el centro tienen la oportunidad de aprender de sus mayores

A aceptar a las personas con discapacidades

A relacionarse con gente mayor

Ser parte de una familia extendida

Y les ayuda a reducir su miedo hacia los adultos más mayores

También reciben y dan amor y atención incondicional

Los participantes se benefician de la frecuente interacción con niños durante el día

Practican actividad física jugando con los niños

Pueden jugar, reírse y disfrutar el espíritu y la alegría que los niños traen a su ambiente

Los participantes tienen un sentido renovado de la autoestima

La oportunidad de transferir su conocimiento

Y la habilidad de servir como modelos a seguir

“Solo hay un momento para ser feliz y ese momento es ahora”

Evan Briggs abrió un kickstarter para hacer un documental sobre este programa

Palabras relacionadas: