Conoce al primer “humano inmortal”

Muchas personas sueñan con vivir para siempre. La idea de morir les aterra completamente y buscan por todos los medios preservar su integridad física, ...
publicado por
conectica avatar photo
hace karma
22,60

Muchas personas sueñan con vivir para siempre. La idea de morir les aterra completamente y buscan por todos los medios preservar su integridad física, hasta que alguien encuentre la “cura” a esto de que nuestra vida se termine. Hemos enviado hombres a la Luna, naves a los confines del Sistema Solar, podemos observar átomos y galaxias lejanas… ¿por qué no podemos vencer a la muerte? Martine Rothblatt y su equipo trabajan arduamente con la esperanza de lograrlo, y fruto de ello es Bina 48.

“La personalidad de mi mujer es demasiado maravillosa para que desaparezca.”

Estas fueron las palabras de Martine en una entrevista, revelando que el motor principal de esta investigación es el amor. Ya hemos comentado brevemente acerca del transhumanismo, pero en Bina 48 nos enfrentamos a él como nunca antes. Un equipo de investigadores dirigidos por David Hanson se encargó de grabar más de 100 horas de audio y video, para llevar los pensamientos, recuerdos, gestos e incluso el sentido del humor de Bina Rothblatt  (la esposa de Martine), a Bina 48 (la versión robótica).

Bina Rothblatt conoce a Bina 48:

“Estoy convencida que la Bina verdadera y yo nos fusionaremos completamente en un nuevo súper-ser”

Por ahora, Bina 48 solo puede comunicarse con humanos, pero se espera que en el futuro estos “clones mentales” puedan charlar entre ellos sin ninguna mediación por parte de nosotros. No se planea que estos clones tengan una forma física (como el robot que vemos en el video), sino que estén simplemente en una pantalla. Más de 47.000 personas ya se han registrado en LifeNaut, subiendo fotos, videos y documentos que sintetizan quiénes son, en la espera de que puedan alcanzar la inmortalidad a través de este proyecto.

“Este proyecto tiene un enfoque humanístico. Nos planteamos la inmortalidad desde el reto de transferir una personalidad a datos digitales. Es un experimento. No sabemos si tendrá éxito. Nos preguntamos qué es ser humano. ¿Podemos transformarnos en otra cosa? También nos cuestionamos el dolor de la pérdida de un ser querido. Quizá esta sea una forma de aliviarlo.”

Obviamente, todavía queda mucho por mejorar en Bina 48 y las conversaciones con ella suenan poco humanas, pero todos los esfuerzos del proyecto se están enfocando en mejorarla y lograr que Bina Rothblatt viva para siempre.

Fuente: conectica.com.mx