Así se entrenan los 'pretorianos' de Putin contra futuras protestas

11.04.2016 – 16:56 H. La semana pasada, el Presidente ruso Vladimir Putin anunció por sorpresa la creación de una “Guardia Nacional” con el ...

11.04.201616:56 H.

La semana pasada, el Presidente ruso Vladimir Putin anunció por sorpresa la creación de una “Guardia Nacional” con el objetivo declarado de mantener el orden público, que le obedecerá directamente a él, sin recibir órdenes del Ministerio del Interior. La mayoría de los observadores considera que su verdadero propósito es controlar las manifestaciones opositoras que podrían producirse durante las elecciones de septiembre -similares a las de los anteriores comicios de 2011-, para evitar que se conviertan en un movimiento antigubernamental similar, entre otros, al que derrocó al presidente ucraniano Viktor Yanukovich a principios de 2014.

La confirmación ha llegado en forma gráfica: un video publicado por la organización Rusia Abierta (un grupo opositor financiado por el oligarca opositor Mikahil Khodorkovski), en el que puede verse a los miembros de la nueva Guardia Nacional practicando técnicas de control de multitudes, en las que, entre otras cosas, se les ve disparando al aire y utilizando bombas de sonido, gases lacrimógenos y chorros de agua a presión. Según Rusia Abierta, las imágenes fueron tomadas por uno de sus miembros en Lyubertsy, a unos 8 kilómetros de Moscú, durante “un ejercicio secreto de entrenamiento” al aire libre.

El video parece demostrar que la contención de una posible oleada de protestas se cuenta entre las principales prioridades de este nuevo cuerpo policial, que, según los medios oficiales rusos, contará con 180.000 miembros y dispondrá de tanques, artillería y helicópteros de ataque. Sus miembros estarán autorizados a disparar y a realizar arrestos, y podrán entrar en domicilios privados cuando existan “riesgos para la seguridad”. El diario ruso ‘Vedomosti’ ha asegurado en un editorial que “la aparición de una agencia superpoderosa puede ser considerada como el reconocimiento oficial de la importancia de una nueva amenaza: la amenaza del enemigo interno“. 

Fuente: ElConfidencial.com