Bale y el efecto dominó que arrincona más todavía al desencantado Morata

18.02.2017 – 05:00 H. – Actualizado: 6 H. Largamente añorado, el Real Madrid ha sobrevivido a su ausencia con suficiencia, Copa del Rey al margen. La ...

18.02.201705:00 H. – Actualizado: 6 H.

Largamente añorado, el Real Madrid ha sobrevivido a su ausencia con suficiencia, Copa del Rey al margen. La lesión de Gareth Bale pintó una mueca en el rostro de Zidane, pero en LaLiga Santander no ha perdido empuje ni velocidad el equipo blanco, que con dos partidos menos domina la tabla clasificatoria. El de Cardiff vuelve a una convocatoria y tendrá minutos ante el Espanyol de Quique Sánchez Flores. Una buena noticia para el colectivo, aunque su regreso perjudicará claramente a más de un futbolista. Todos saben en el vestuario que el zurdo es intocable. Posiblemente sea el efectivo más importante del actual plantel. Uno que puede ver más reducido si cabe su protagonismo es Álvaro Morata, que desde hace tiempo no ve claro su futuro.

Antonio Sanz

Su estancia en el Real Madrid ha estado llena de altibajos. Se quedó en invierno en el equipo y parece haber retomado el buen fútbol y la confianza de su técnico, Zinedine Zidane

El poderoso futbolista comienza a arrebatar poco a poco a Cristiano Ronaldo la etiqueta de líder —en el campo— que durante tanto tiempo portó el portugués. Mientras el físico del crack de Madeira comienza a emitir las señales que el paso del tiempo dejan marcada la carrocería de cualquier deportista, Bale dio el paso al frente para adquirir más importancia en la marcha del equipo. No se ha querido precipitar Zidane con el regreso del galés, que desde hace días ya trabaja a buen ritmo junto a sus compañeros. Regresa en un momento importante, cuando la Champions League ha vuelto a escena y cuando en el torneo de la regularidad el equipo puede dar un acelerón definitivo.

Zidane ha optado por dar descanso para la cita ante el Espanyol a jugadores importantes. Empezando por Keylor Navas, pasando por Sergio Ramos —tocado en una cadera— y acabando por Modric y Benzema. La ausencia del francés, renacido y determinante ante el Nápoles, abre la puerta de la titularidad a Álvaro Morata. Asumido su rol de secundario desde hace tiempo, y cada vez más habitual, tiene ante la escuadra de Barcelona la oportunidad de demostrarle a su entrenador que no está siendo justo con él. No está sumando los minutos que esperaba y cada vez que aparece en un terreno de juego afronta una especie de examen a ojos del estratega.

En la imagen, Zidane junto a Bale y Lucas Vázquez (Reuters)En la imagen, Zidane junto a Bale y Lucas Vázquez (Reuters)

Otros jugadores van a verse perjudicados por ese efecto dominó que genera el regreso de Bale. Si su físico no se ve alterado por lesión alguna, muy pocos partidos se va a perder el vigoroso futbolista. No sólo Morata ve el horizonte más nublado, también otros compañeros de la segunda unidad que debido a las numerosas lesiones que han asolado a la plantilla, han sumado muchos minutos esta temporada. Elementos como James Rodríguez, Isco o Lucas Vázquez se verán afectados en mayor o menor medida. Y, obviamente, esas dudas que sobrevuelan la cabeza de Morata, se posarán sobre otros compañeros. Sobre todo en el caso del fino mediocampista malagueño, ahora nada satisfecho tampoco con su situación.

Cuando la temporada entra en una fase determinante, también se puede decir lo mismo sobre el destino de Morata, el jugador más dañado por la implacable dictadura de la BBC. Aunque hace unos días lanzó un mensaje a través de las redes, viniendo a decir que no se plantea emigrar el próximo verano, la realidad es que esa opción gana puntos con el paso del tiempo. Desde Italia se sigue hablando de un posible regreso a la Juventus, mientras que el cartel que tiene en Inglaterra sigue siendo importante. Diferentes clubes no se han ovidado del delantero madrileño. “No me gustaría que se fuera”, sentenció Zidane al hablar de su jugador.

La vuelta de Bale también arrincona, y mucho a Marco Asensio. El talentoso futbolista, que comenzó la temporada mostrando con brillantez su espectacular repertorio, ha ido perdiendo luz y en estos momentos es menos que un secundario. Entró en la lista de convocados por el descanso que Zidane ha concedido a varios jugadores, pero el mallorquín ha cedido mucho terreno en los últimos meses. El entrenador francés, muy dado a dosificar esfuerzos, espera que la mejor versión del buen mediocampista reaparezca en algún momento. “Hay que rotar y dar minutos a algunos porque necesitamos frescura“, afirmó el técnico, enviando un claro mensaje a los menos habituales.

Alineaciones probables:

Real Madrid: Casilla; Carvajal, Pepe, Varane, Marcelo; Casemiro, Kroos, Isco; Lucas Vázquez, Cristiano Ronaldo y Morata.

Espanyol: Diego López; Diego Reyes, David López, Óscar Duarte, Aarón; Fuego, Diop; Hernán Pérez, Reyes, Jurado y Gerard Moreno.

Árbitro: Undiano Mallenco (colegio navarro).

Estadio: Santiago Bernabéu.

Hora: 16:15.

Fuente: ElConfidencial – Deportes