Comienza la lucha por evitar que el objetivo del Atleti vuelva a ser el tercer puesto

24.02.2016 – 05:00 H. Que el Atleti este año es diferente al del año pasado está claro. Más allá de los cambios de fichas que se producen cada temporada, ...

24.02.201605:00 H.

Que el Atleti este año es diferente al del año pasado está claro. Más allá de los cambios de fichas que se producen cada temporada, las sensaciones siempre fueron diferentes, mejores. Simeone se pasó todo el curso 2014-15 asegurando hasta la saciedad que no eran candidatos a ganar ningún título, que lo único a lo que aspiraba era a ser tercero. Y a pesar de aparentar falsa modestia, lo decía convencido de que no podía sacar más a lo que tenía. Que haber perdido en un año a Diego Costa, Filipe, Courtois y Villa era demasiado duro. Pero los fichajes realizados durante el pasado estío y el regreso de jugadores como Filipe y Óliver hacían presagiar un año más cómodo, más prometedor en cuanto a títulos se refiere. Algo se le podía escapar a los dos gigantes.

De hecho, el mensaje implícito de Simeone de pelear por todo lo que se pueda llegó a la plantilla, como debe ser. Desde que está el Cholo en el Atleti, su discurso ha sido siempre adquirido como propio por los jugadores. Y en este caso no iba a ser menos. Gabi y Torres, sin ir más lejos, han dicho en varias ocasiones que este año esperan “acabar la temporada con un título”. El único de los pesos pesados que se ha mantenido con la versión de la campaña pasada ha sido Koke, que en enero repitió su misma frase de agosto: “Nuestro objetivo es ser terceros”.

Sin embargo, en las últimas semanas al Atleti se le ha ido un título y la mitad de otro. La sorprendente eliminación en Copa ante el Celta ha hecho daño al Atlético, que poco después se encontró con el mazazo de perder en el Camp Nou y quedarse a seis puntos (virtuales primero, luego confirmados) del Barça… y luego empató contra el Villarreal y se alejó hasta los ocho puntos. No es una distancia insalvable, cosas más raras se han visto, por supuesto. Pero el ritmo del equipo azulgrana es tan bueno que no hace presagiar un frenazo lo suficientemente brusco como para perder esa distancia tan considerable. Y por detrás siempre está el Madrid, que ante la obligación de ganar algo para salvar el año se concentrará en la Liga y esperará a ver si ‘suena la flauta’.

Griezmann no marca en Liga desde el 17 de enero (EFE).Griezmann no marca en Liga desde el 17 de enero (EFE).

Es por tanto ahora la Copa de Europa la principal vía de escape del Atleti para evitar que dentro de unas semanas, el único objetivo vuelva a ser el de entrar de manera directa en la fase de grupos de la Champions League. Para el Atleti, la Champions ya no es un tabú del que no se puede ni hablar porque se considera inalcanzable. La final de Lisboa dejó una herida, pero también la convicción de que no es imposible, ni mucho menos, si el Atleti sigue manteniendo a Simeone y su filosofía.

Pero la falta de gol intrínseca al juego de esta temporada del Atleti ya le ha costado una competición y parte de otra y es peligroso que ese estigma se traslade a a la Champions. En la mayoría de los partidos en los que el club colchonero ha perdido puntos, los del Cholo han acabado con la portería a cero en cuatro de ellos, y en el resto sólo ha marcado uno. Es decir, con un poco más de gol, el Atlético se habría dejado muchos menos puntos.

Quizá esa sea la ventaja del estilo colchonero en la Champions, un torneo de eliminatorias, en las que un único gol puede llevarte a la siguiente ronda. El Atleti no necesita mejorar demasiado ese aspecto si se mantiene siempre firme en defensa, como viene haciendo (Oblak sigue siendo el portero menos goleado de Europa, empatado con Manuel Neuer). Siendo realistas, el PSV Eindhoven no debería ser el principal escollo del Atleti, pero el ejemplo de la eliminación ante el Celta debería poner en alerta a Simeone y los suyos. Pero empezar a marcar con regularidad (aunque suene raro, también va por Griezmann) es obligatorio.

Alineaciones probables:

PSV Eindhoven: Zoet; Brenet, Bruma, Moreno, Isimat-Mirin; Propper, Guardado, Hendrix; Pereiro, Locadia y Ginkel.

Atlético de Madrid: Oblak; Juanfran, Giménez o Savic, Godín, Filipe; Saúl, Gabi, Koke, Griezmann; Vietto u Óliver y Fernando Torres.

Árbitro: Daniele Orsato (Italia)

Estadio: Philips (35.000 espectadores).

Hora: 20.45, BeIN Sports.

Fuente: ElConfidencial – Deportes