Cristiano: 60 millones netos por tres años más, una renovación “de puta madre”

01.06.2016 – 05:00 H. Cristiano Ronaldo no jugó el partido de su vida cuando levantó la undécima Champions para el Real Madrid, incluso volvió a ponerse el ...

01.06.201605:00 H.

Cristiano Ronaldo no jugó el partido de su vida cuando levantó la undécima Champions para el Real Madrid, incluso volvió a ponerse el traje de sus tardes más grises, como cuando la final de Lisboa. Pero CR7 salió en todas las portadas: el portugués sabía muy bien que ese quinto penalti lo iba a descerrajar en la sien de los atléticos. Después del tiro de gracia, Cristiano se quitó la camiseta y comenzó la locura. No había hombre en el mundo más feliz que él, han dicho sus allegados. Feliz y madridista. Es más: se va a convertir en blanco para siempre. “La camiseta blanca me queda de puta madre“, dijo el portugués en la fiesta del Bernabéu. 

Desde Portugal, aseguran que Cristiano se siente ahora más feliz que nunca, que es un manojillo de proyectos personales y que todos, incluyendo retoques y mejoras en su casa en la exclusiva urbanización madrileña de La Finca, se desarrollan en clave madridista. Cristiano Ronaldo atraviesa una etapa dulce. Desapareció la tristeza de antaño, bromea de nuevo con Marcelo y le cuenta chistes en inglés al flemático Gareth Bale, otro que celebró por todo lo alto la Undécima. La felicidad de Cristiano Ronaldo no encuentra techo y lo han notado sus compañeros de selección, que se alegran sobremanera porque Portugal es uno de los equipos favoritos en la Eurocopa, más con CR7 en la cresta de la ola.

[Cristiano Ronaldo ya negocia con Florentino para retirarse en el Real Madrid]

Este martes se reunieron Jorge Mendes, representante de Cristiano (también lo es de James Rodríguez), y José Ángel Sánchez, director general del Real Madrid y mano derecha de Florentino Pérez. El presidente del ‘holding’ futbolístico llamado Gestifute recibió en mano la oferta del Real Madrid por tres años, a partir de la finalización del actual contrato, en 2017, y un sustancioso incremento salarial, por encima de los 20 millones de euros netos por temporada. Si, como todos esperan, Cristiano Ronaldo acepta la generosa oferta del Real Madrid, cumplirá la palabra que dio en vísperas de la final de la Champions: lucirá de blanco hasta junio de 2020. Entonces, con 35 años cumplidos, podrá bajarse del escenario y retirarse como madridista.

La noticia alegrará especialmente a un sector importante del madridismo, que siempre estuvo en las duras con Cristiano, detalle que jamás olvidó el futbolista. También alegrará a Zinédine Zidane, que desde el primer minuto tuvo un gesto cómplice con el jugador, al que sacó del ‘bloqueo futbolístico’ que padeció en la turbulenta etapa vivida con Rafa Benítez.

James, con su hija, durante la celebración en el Bernabéu. (Reuters)James, con su hija, durante la celebración en el Bernabéu. (Reuters)

Con James no se cuenta

El punto doloroso del encuentro entre Mendes y Sánchez se produjo cuando, como se esperaba, se tocó el ‘asunto James Rodríguez’, otro de los temas importantes de la reunión. Durante la misma, ambos representantes expresaron las posturas de las partes. El Real Madrid no cuenta con James Rodríguez y se le hizo ver a Mendes que verían con agrado un cambio de aires, pues si el futbolista se empeña en seguir en el club blanco, su rol no será muy diferente al de ahora: como miembro de la segunda unidad y luchando por jugar minutos. En la final de la Champions, James se mordió las uñas de los nervios en el banquillo. No jugó ni un minuto.

[Reunión inminente para resolver el negro futuro de James Rodríguez]

Así las cosas, el club blanco le ha comunicado a Jorge Mendes que James Rodríguez está en el mercado, por lo que está abierto a escuchar ofertas por él. El precio de salida es de 80 millones de euros, cifra que bajará en cuanto llame a la puerta madridista algún club que se muestre dispuesto a conceder una segunda oportunidad al talentoso aunque irregular jugador colombiano.

Fuente: ElConfidencial – Deportes