El Barça sigue jugando al escondite con las esteladas, su afición y la UEFA

13.09.2016 – 05:00 H. El FC Barcelona vuelve de nuevo a intentar quedar bien y juega al escondite con todo el mundo a cuenta de las esteladas que ...
publicado por
ElConfidencial Noticias avatar photo
hace karma
0

13.09.201605:00 H.

El FC Barcelona vuelve de nuevo a intentar quedar bien y juega al escondite con todo el mundo a cuenta de las esteladas que previsiblemente llenarán hoy las gradas del Camp Nou después del anuncio de varias entidades independentistas sobre el reparto de 30.000 banderas esteladas antes del encuentro de hoy ante el Celtic. Por un lado, el Barça, en un ‘pío, pío que yo no he sido’ dejó claro ayer que el club no tiene nada que ver con la iniciativa, pero, que a pesar de estar “totalmente al margen”, como afirmó el portavoz Josep Vives, entienden al mismo tiempo “estar luchando en todos los frentes jurídicos” para defender el derecho de la libertad de expresión porque es “un principio fundamental e insoslayable”. 

Si tan evidente es que la UEFA está atentando contra un principio fundamental la cuestión es por qué el club tiene tanto interés en desmarcarse de la iniciativa de las entidades soberanistas. La respuesta es que intentan evitar una nueva multa, –llevan 200.000 euros en un año– pero a nadie se le escapa que la estrategia de la directiva de Bartomeu, que no es abiertamente independentista como la de Laporta- no está surtiendo ningún efecto y cada vez el lío es mayor. 

Agencias

La ANC (Asamblea Nacional Catalana), Òmnium, Drets y la Plataforma Pro Seleccions Esportives Catalanes repartirán este martes 30.000 banderas esteladas

Tras la primera multa de 30.000 euros por la exhibición de esteladas en la final de la Champions de Berlín, el Barça intentó la vía del diálogo con la UEFA y la defendió con entusiasmo alegando además que hacían una labor incluso pedagógica, intentando hacer entender a los máximos mandatarios del fútbol europeo cuál era la especial idiosincrasia del club catalán. No solo no funcionó la vía del diálogo, sino que a las primeras de cambio les cayeron otros 40.000 euros de multa por las banderas soberanistas que se pudieron ver en el Camp Nou en el partido ante el Leverkusen. El pasado mes de junio se produjo el mazazo final: Multa de 150.000 euros por acumulación de expedientes. El club interpuso entonces un recurso al Tribunal de Arbitraje Deportivo (TAS), y todavía están esperando.

Mientras, en la previa a la final de la Copa del Rey del Vicente Calderón se vivió un nuevo frente cuando el titular del juzgado de lo contencioso-administrativo número 11 de Madrid suspendió la resolución por la que la Delegada del Gobierno en Madrid, Concepción Dancausa, prohibía la entrada de banderas independentistas en la final. El recurso no lo había interpuesto el Barcelona, sino la plataforma Drets, aunque por supuesto Josep María Bartomeu no dejó escapar la ocasión, ya en Madrid, para colgarse una medalla que no le correspondía y mostrarse enfadado de cara a la galería: “Estamos indignadísimos. Es incomprensible que esto pase en el siglo XXI, cuando crees que hay justicia. Por suerte el juez ha tomado la decisión de dar por buena la bandera, una bandera libre. El FC Barcelona seguirá luchando por la libertad de expresión”.

Y a pesar de que es una bandera libre y de que el Barça defiende los sagrados derechos de sus socios, lo primero que quiso dejar claro el portavoz azulgrana Josep Vives fue lo siguiente: “Es una iniciativa (la de repartir esteladas) de la que no participa el club. Se hace fuera del estadio, no dentro. A partir de ahí respeto absoluto y profundo de la libertad de expresión, pero el club se mantiene absolutamente al margen”.

Luis Enrique espera a Messi

Al margen del enésimo lío con las esteladas, el Barça se estrena hoy en la Champions ante el Celtic de Glasgow con la intención de dejar como un mal sueño el sopapo ante el Alavés del pasado sábado. Para ello, Luis Enrique volverá a contar con los habituales y no se prevén grandes experimentos. Incluso Ter Stegen, que ayer se entrenó con normalidad, podría volver a ser titular. La única duda es Leo Messi, que sigue con sus molestias en los aductores producto de la pubalgia que sufre. Si jugará o no, está solo en su mano como admitió ayer el técnico: “A mí me gustaría que jugase todos los minutos, y a él también, pero aquí manda el jugador, como se siente. Será su estado el que marque los minutos que pueda jugar”.

Fuente: ElConfidencial – Deportes