El desplome del Rayo Oklahoma, la crónica de un fracaso anunciado

12.08.2016 – 05:00 H. El proyecto del Rayo Oklahoma se tambalea. Y eso que tiene apenas un año de vida. El conjunto norteamericano está sufriendo una ...

12.08.201605:00 H.

El proyecto del Rayo Oklahoma se tambalea. Y eso que tiene apenas un año de vida. El conjunto norteamericano está sufriendo una profunda crisis de gestión con Raúl Martín Presa al frente que puede terminar con el club en la más absoluta ruina. Un proyecto que, desde el inicio, contó con el desagrado de los accionistas minoritarios y de la propia afición del club madrileño.

Efe

El club español ha decidido abrir una franquicia en la segunda categoría del fútbol norteamericano en la que el Rayo Vallecano tratará de “transmitir sus valores” en la “tierra de las oportunidades”

Las dudas siempre sobrevolaron el proyecto, pero la bomba explotó la pasada semana, cuando el dueño de la franquicia y presidente del Rayo Vallecano anunció que el club tendría una “nueva visión” a partir de ahora, que se tradujo en un recorte presupuestario que supuso la marcha de varios trabajadores. De hecho, según informó ‘Telemundo Oklahoma‘, en el club tan solo siguen “dos personas empleadas”.

Esto se debe a un enfrentamiento con los trabajadores del club. Para gestionar la crisis, Martín Presa mandó a Alberto Gallego a Oklahoma, según señala el medio estadounidense ‘NewsOK’. Una vez allí, le dijo a los empleados del club que el Rayo Vallecano había gastado demasiado dinero en la primera temporada del equipo y que tenía que haber algunos cambios. La propuesta: que los empleados se bajasen entre un 25 y un 40% sus salarios, algo a lo que se negaron.

Pancarta en los aledaños del Estadio de VallecasPancarta en los aledaños del Estadio de Vallecas

Esto ha ocasionado que los mayores socios de Martín Presa en Estados Unidos, Sold Out Strategies, hayan abandonado el proyecto después de tres años trabajando en él. Así lo anunció Brad Lund, presidente de la empresa: “Es tiempo de centrar nuestra atención en nuestros otros proyectos”. Malas noticias para un club que contaba con esta empresa como principal valedor.

Pero, ¿cuál es el motivo? El descenso del Rayo Vallecano a Segunda División. Esto ha provocado que el conjunto franjirrojo deje de recibir gran parte de lo que ingresaba por televisiones y como consecuencia, ha tenido que cerrar el grifo de su franquicia norteamericana. Esto denota lo arriesgado de la inversión de Martín Presa: para mantener al equipo de Oklahoma, el Rayo Vallecano, propietario del 65% del club, debía permanecer en Primera División.

Esto no ha ocurrido y de hecho, Martín Presa y su equipo se mostraron receptivos a vender partes del accionariado del club después de hacer cuentas tras el descenso. Según afirmó Brad Lund, el presidente del Rayo Vallecano le ofreció comprar acciones, aunque no todas ellas, ya que quieren seguir con poder en el club. “Ellos de ninguna manera se van a marchar”, dijo el empresario de Oklahoma City.

Raúl Martín Presa durante la presentación del proyecto. (NASL.com)Raúl Martín Presa durante la presentación del proyecto. (NASL.com)

Con Sold Out Strategies fuera del club, se ha marchado el socio más importante de la directiva rayista, lo que ha ocasionado que Martín Presa y sus colaboradores se hayan quedado solos al frente del proyecto y sin nadie que lo dirija. Unos problemas que llegan cuando ahora la prioridad del empresario madrileño debería ser devolver al Rayo Vallecano a Primera División para poder sustentar su franquicia norteamericana.

Hasta tal punto es la crisis económica por la que pasa el club, que Martín Presa ha propuesto, según el medio ‘Scissortail’, que el equipo se desplace en autobús en vez de en avión. Pero en Estados Unidos, eso es casi imposible. De hecho, el equipo más cercano es el Indy Eleven, a 12 horas por carretera. En total, un día completo perdido en desplazarse entre la ida y la vuelta en el mejor de los casos. Un auténtico calvario para jugadores y cuerpo técnico.

El entrenador Alen Marcina se ha marchado

En el apartado deportivo, también hay curvas. Debido al despido de parte de los trabajadores por no aceptar una rebaja salarial, Alen Marcina, técnico del Rayo Oklahoma, decidió marcharse del club. “Los recientes cambios en la administración del equipo resultaron unas diferencias de opinion irreconciliables”, dijo el entrenador en un comunicado. 

Según afirma el medio norteamericano ‘Scissortail’, no fue el único que expresó sus ganas de marcharse: los jugadores se plantearon salir del club junto a su técnico, pero Marcina les convenció para quedarse debido a los contratos que tenían firmados con el club franjirrojo.

Martín Presa posa con la bufanda de la franquicia norteamericana. (LaLiga.es)Martín Presa posa con la bufanda de la franquicia norteamericana. (LaLiga.es)

Esto puede afectar al apartado deportivo: Marcina, pese a su corta edad, es un gran conocedor del ‘soccer’, como allí lo llaman, ya que prácticamente toda su carrera jugó en Estados Unidos o Canadá. Lo mismo sucedió cuando pasó a los banquillos. Su sustituto es Gerard Nus, que ha cogido las maletas y se ha marchado en dirección Oklahoma sin conocer la NASL, aunque por ahora, ha logrado que el New York Cosmos deje de estar invicto.

No será el último capítulo de la historia del Rayo Vallecano por Estados Unidos. Hasta que el conjunto madrileño regrese a Primera queda casi un año como mínimo, por lo que la situación, de no haber un inversor, puede agravarse. Lo mismo sucede a nivel deportivo: sin dinero, el club no tendrá acceso a jugadores como Samaras, actual estrella del conjunto franjirrojo.

Fuente: ElConfidencial – Deportes