El hombre fuerte de Bartomeu aprieta a la Gestora para cerrar el fichaje de Arda Turan

El FC Barcelona podría cerrar el traspaso de Arda Turan en los próximos días. Ese es el titular, al que hay que añadir no pocos condicionantes. Primero: ...

El FC Barcelona podría cerrar el traspaso de Arda Turan en los próximos días. Ese es el titular, al que hay que añadir no pocos condicionantes. Primero: que en el club azulgrana no hay presidente y gobierna ahora una Junta Gestora que en teoría sólo se debería ocupar de que la maquinaria de la entidad no se pare en su gestión ordinaria. Segundo: que el jugador elija, entre las opciones que tiene (cuatro según su representante, que además afirmó en un principio que Turan quería jugar en la Premier) la del Barça. Tercero: que el Atlético de Madrid esté de acuerdo en la operación ya que no es lo mismo que se vaya al Chelsea o al Barça; de lo contrario, y teniendo en cuenta que Turan tiene contrato con el Atleti hasta el 2017, el Barcelona debería pagar los 41 millones de cláusula de rescisión.

Arda Turan es una petición expresa de Luis Enrique para cubrir la ausencia de Xavi. El técnico renovó su contrato firmando con Josep María Bartomeu una hora antes de que éste presentara su dimisión como presidente del Barcelona para poder presentarse como precandidato y, al parecer, dejó dicho qué quería. Albert Soler, el director de relaciones institucionales deportivas, el hombre fuerte de Bartomeu, es quien está intentando convencer a la Junta Gestora para que cierre el fichaje de Turan ya, sin esperar a que se celebren las elecciones. La coartada de Ramón Adell, el presidente de la Gestora, sería que Luis Enrique le considera imprescindible para sus planes deportivos y que la competencia con otros clubes hacía necesaria una intervención inmediata. El problema está en que la Junta Gestora ya ha sido apuntada por el resto de precandidaturas con el dedo por ser un apéndice más de Bartomeu ‘and company’ (sobre todo después del traspaso de Deulofeu) y, en éste caso, la gestión de su mano derecha, Albert Soler, reforzaría la teoría de los rivales.

La Junta Gestora se reúne este jueves y debe tomar una posición en firme sobre el fichaje del jugador turco. Soler, que este miércoles viajó a Turín junto a Ariedo Braida para reunirse con Beppe Marotta, director general deportivo de la Juventus, y Fabio Paratici, director deportivo, para saber cuál es la situación con Pogba, es el que apremia a Adell para que culmine el traspaso con el Atlético y Turan. Mientras, se fotografió con los dirigentes de la Juve en un viaje telegrafiado desde hace una semana. Algo que contrasta radicalmente con la postura del club catalán hasta hace bien poco cuando todo lo que se le podía sacar a Andoni Zubizarreta era: “Las negociaciones no se retransmiten”. Las elecciones a la presidencia han cambiado el talante discreto de la entidad por el exhibicionismo en el caso de Pogba, mientras que en el caso de Turan se pretendía llevar de manera más sigilosa hasta que Mundo Deportivo, el pasado viernes, y Catalunya Ràdio el martes, desvelaron el interés unos y las negociaciones avanzadas los segundos.

Lo que para unos sería considerado como un gran refuerzo para el Barcelona podría volverse como un boomerang para la precandidatura de Bartomeu si los demás insisten en sus quejas y el socio lo interpreta como un trato de favor que pervierte el proceso electoral.

Fuente: ElConfidencial – Deportes