Florentino Pérez mete presión: no quiere más fugas de Madrid como la de Munir

10.11.2015 – 05:00 H. – Actualizado: 5 H. En el interior de la Ciudad Deportiva de Valdebebas ya saben que su trabajo será observado con especial ...

10.11.201505:00 H. – Actualizado: 5 H.

En el interior de la Ciudad Deportiva de Valdebebas ya saben que su trabajo será observado con especial atención esta temporada. Con el recién aterrizado Víctor Fernández como nuevo director de la cantera, los cambios en forma de altas y bajas se han ido sucediendo en el organigrama técnico que diseña el entrenador aragonés. La captación de talento forma parte de sus competencias y los ojeadores de la Comunidad de Madrid han recibido una orden tajante por parte de Florentino Pérez: prohibido que cualquier joven talento se escape. Vamos, que no quiere que el ‘caso Munir‘ se repita.

Los técnicos que forman parte del equipo de captación tienen una presión añadida a partir de ahora. En el club siempre se ha puesto empeño en que todo joven futbolista que apunte alto en Madrid y alrededores se vista de blanco. Ahora, no hace mucho, se ha recibido una firme directriz por parte de Florentino Pérez. El presidente ya ha trasladado a Víctor Fernández y su equipo de trabajo que se han de redoblar los esfuerzos para que el talento en formación no acabe lejos de Valdebebas, ya sea en el club del Vicente Calderón -la Academia rojiblanca no vive su mejor momento- o lejos de Madrid.

El caso de Munir hizo daño en el interior del Real Madrid. Cuando apareció deslumbrante en la pretemporada del Barcelona durante el verano de 2014, temblaron las estructuras de la cantera madridista. El club tocó en su momento a un delantero que marcaba goles sin parar en el Rayo Majadahonda, pero la operación no se concretó finalmente y el Barcelona estuvo avispado para fichar a un delantero que tiempo después llegó a debutar en la absoluta que entrena Del Bosque. Florentino no quiere que episodios similares se repitan en el futuro y la captación de talento ha pasado a ser un objetivo prioritario en la zona noble del Santiago Bernabéu.

Munir brilló en el fútbol de Madrid, pero acabó emigrando al Barcelona (EFE)Munir brilló en el fútbol de Madrid, pero acabó emigrando al Barcelona (EFE)

“Zidanes y Pavones”

Desde que su contratación se hizo oficial, Víctor Fernández ha ido tomando decisiones para formar un equipo de trabajo a su gusto. Parte de sus competencias es la captación, tanto a nivel nacional como internacional, y ya ha incorporado a algún técnico para dicha tarea, igual que otros han salido o están a punto. En este apartado trabaja codo con codo con el responsable de captación del Real Madrid, José Antonio Calafat, y ambos saben que es en Madrid donde no pueden fallar bajo ningún concepto porque de lo contrario Florentino Pérez torcera el gesto… o algo peor.

Cuando alcanzó la presidencia del Real Madrid en el lejano verano del año 2000, la sólida apuesta por los jugadores de la cantera se convirtió en uno de los pilares sobre los que asentó su proyecto. Tiempo después hablaba de “Zidanes y Pavones” como la perfecta base del primer equipo; una plantilla con jóvenes de las categorías inferiores y salpicada con un puñado de cracks de categoría mundial. Pero aquel plan se fue diluyendo con el tiempo hasta hoy, con una primera plantilla en la que la cantera no tiene el protagonismo esperado.

El Real Madrid ha captado talento joven en los últimos tiempos de forma constante. Odegaard, Marco Asensio, Mink Peeters, Federico Valverde… Esa estrategia trazada desde el despacho del presidente tendrá continuidad, empezando por el exhaustivo peinado de los campos madrileños, un semillero de futbolistas de primer nivel. En estos campos todos los fines de semana se pueden ver a los ojeadores de otros clubes, tanto españoles como extranjeros, con los que a partir de ahora tendrán que pelear con más ahínco los técnicos del Real Madrid para evitar sorpresas desagradables que Florentino Pérez no está dispuesto a sufrir.

Fuente: ElConfidencial – Deportes