Isco se la juega al 'todo o nada' para entrar en la evolución de Lopetegui

03.09.2016 – 05:00 H. Una primera lista marcada por la ausencia de Iker Casillas, pero bien acogida. La revolución en la selección española quedó activada ...

03.09.201605:00 H.

Una primera lista marcada por la ausencia de Iker Casillas, pero bien acogida. La revolución en la selección española quedó activada a las primeras de cambio. Julen Lopetegui quito a unos y puso a otros. Imparable “evolución”, como calificó el nuevo seleccionador a lo que se avecina. El estreno fue notable, convincente. Falta tiempo para encajar las piezas, igual que algunas de ellas no están en estos primeros días del nuevo jefe de la Roja, pero estarán en el futuro. Es el caso de Isco Alarcón, ausente en esta primera lista por una inoportuna lesión, que se la ha jugado permaneciendo -por ahora- en el Real Madrid. Doble riesgo porque será su protagonismo como blanco el que marque su destino como internacional.

Jesús Garrido

El nuevo seleccionador se estrenó con un once con pocas novedades pero mucho mejor juego, y barrió del partido a un buen equipo como Bélgica, en la que Roberto Martínez tiene mucho por hacer

Las últimas horas del mercado veraniego de fichajes fueron intensas en la vida de Isco. En el horizonte aparecieron el Málaga de su corazón y el Tottenham. El club de Londres se presentó como firme candidato a vestir con su camiseta al jugador del Real Madrid. El interesado se lo pensó y finalmente se la jugó. Doble o nada. Tener protagonismo de blanco y por añadidura defender la roja de España… o perderlo todo. Sabe que la apuesta es arriesgada, pero el andaluz siempre pensó que lo mejor era permanecer a las órdenes de Zidane. 

Cuando comenzó la pretemporada, por numerosos rumores que hubiera a su alrededor, Isco tomó la decisión de seguir en el Real Madrid. Y la misma tuvo vigencia hasta el final. Lopetegui cuenta con el tronco central de aquella Sub 21 que entrenó y ganó el Campeonato de Europa disputado en Israel en 2013. Morata, Thiago Alcántara, De Gea, Carvajal, Bartra, Koke… Triunfadores en aquel torneo y de nuevo juntos en la primera lista de Julen como estratega de la absoluta. El núcleo de aquel equipo que se impuso en la final a Italia (2-4) es el que debe dar un firme paso al frente con vistas al Mundial de Rusia. Isco -ganador también en aquel certámen- está en la mente de Lopetegui, pero deberá tener protagonismo en el Real Madrid.

244/cordon press244/cordon press

“Un jugador que me apasiona”

En cuanto se hizo oficial la elección de Julen Lopetegui para sustituir a Del Bosque, el mediocampista del Real Madrid esbozó una amplia sonrisa. Era lo mejor que le podía pasar. Supo en ese mismo instante que las puertas de la Selección se le volvían a abrir de par en par. Mientras algunos torcían el morro al no ver a Joaquín Caparrós agarrado al cargo, el andaluz entendió que el Mundial de Rusia 2018 era un claro objetivo a alcanzar. En el Tottenham, posiblemente, lo tendría más fácil para sumar minutos, pero optó por jugársela con Zidane. Ya tiene asumido cuál es su rol, que ser titular indiscutible es casi imposible con lo que hay, pero también sabe que el francés le tiene mucha fe.

Antonio Sanz

El nuevo seleccionador, consciente de que necesita la mejor versión de Diego Costa, quiere darle al delantero del Chelsea la continuidad que acabó por negarle Del Bosque

Cuando quedó claro que James Rodríguez no abandonaría el Real Madrid, llegaron a Isco algunos susurros sobre el complejo panorama que se le presentaba. No es que se le empujara de manera literal hacia la puerta de salida, pero obviamente con el jugador colombiano a su lado deberá sudar más. El paisaje aparece mucho más escarpado, sobre todo, por la espectacular irrupción de Marco Asensio, titular indiscutible con Zidane -gracias a las lesiones de Cristiano Ronaldo y Benzema- e incluido en la primera convocatoria de Lopetegui. Si la temporada pasada le costó sumar minutos de calidad, en la presente será más complicado, pero Isco asume el reto.

Isco es un jugador que me apasiona”, manifestó abiertamente en ‘Minuto 0’ de Canal+ el seleccionador español hace unos días. En cuanto pueda, le citará. El centrocampista ha iniciado una dura batalla por abrirse camino en un Real Madrid cargado de calidad en su zona ofensiva. Cuenta con la ventaja de que Zidane siempre ha manifestado su devoción por el andaluz y que cuando se tuvo que jugar un mano a mano con James Rodríguez, le ganó la partida al sudamericano claramente. Tanto en el pasado ejercicio como en las primeras semanas del presente. Mantener intacto este decorado es el objetivo mínimo que se ha marcado Isco. Superarlo es el reto. Todo con tal de formar parte en la “evolución” de la Selección.

Fuente: ElConfidencial – Deportes