Juanfran y Giménez le desmontan la base del éxito al Cholo… en el mejor momento

10.11.2015 – 05:00 H. No es ningún descubrimiento histórico decir que el juego del Atlético de Madrid tiene su base fundamentada en el juego defensivo. A ...

10.11.201505:00 H.

No es ningún descubrimiento histórico decir que el juego del Atlético de Madrid tiene su base fundamentada en el juego defensivo. A partir de la solidez en la zaga, el Atlético se permite desarrollar todo su caudal de ataque. Lo dijo el mismo Simeone antes de enfrentarse al Sporting, la importancia de “la fortaleza desde lo defensivo para ser ofensivo”. Desde que llegó al club del Manzanares, el equipo ha sido siempre uno de los menos goleados de Primera División y estableció el record de más minutos imbatido en la Champions League. Esa es la potencia de este Atleti, y ahora dos piezas fundamentales para ese juego están de baja.

Primero cayó José María Giménez unos días después de volver de Astaná. El uruguayo sufría una lesión muscular de grado II en el recto anterior del cuádriceps del muslo derecho. Este fin de semana le tocó el turno a Juanfran Torres, que se tuvo que quedar en el vestuario después de acabar lesionado los primeros 45 minutos contra el Sporting por otra lesión muscular de grado II en el abductor del muslo izquierdo. El Atleti acabó jugando el partido con una defensa extraña y poco habitual, formada por Jesús Gámez, Stefan Savic, Diego Godín y Filipe Luís. Y lo más probable es que tengan que ser esos los mismos cuatro defensores que se enfrenten al Real Betis en la próxima jornada. 

Porque aunque todavía queden casi dos semanas para la cita, ninguno podrá llegar al 100% a la cita liguera. Por supuesto, los dos se quedarán en Madrid tratándose de sus lesiones y no viajarán ni con Uruguay ni con España. Precisamente, a Giménez le sustituye otro jugador del Atlético, aunque vista de azulón en el Getafe, Emiliano Velázquez, cedido por el club rojiblanco.

Giménez estará fuera unas tres semanas (Cordon Press).Giménez estará fuera unas tres semanas (Cordon Press).

Es decir, la lesión, dentro de lo que cabe, sucede en un buen momento, en el mejor, probablemente. Porque el Atlético se garantiza así que ninguno de los dos se va a meter una paliza de kilómetros con sus selecciones (sobre todo en el caso de Giménez) y en estos días de inactividad liguera se podrán ir recuperando progresivamente. El daño es menor, porque el Atlético no jugará hasta el domingo 22 de noviembre. Para entonces, si todo marcha como es debido y los plazos son favorables, ambos jugadores podrían estar disponibles para la semana siguiente. Siendo optimistas, incluso podrían jugar contra el Galatasaray en la jornada sucesiva de la Champions League.

El principal problema que se va a encontrar con estas bajas el Cholo es que va a tener imposible rotar en esos partidos contra el Betis y el Galatasaray a Diego Godín… aunque no tuviera ninguna intención de hacerlo, en realidad. Diego Godín es, junto a Oblak, el único jugador de la plantilla que lo ha jugado absolutamente todo. No se ha perdido ni un minuto y su importancia es capital en el juego del Atleti, no solo defendiendo, sino también, como este domingo, subiendo al ataque para peinar un balón que le cae como agua de mayo a Griezmann.

Otra oportunidad para Savic

La baja casi de última hora de Giménez contra el Sporting fue un regalo que recibió Stefan Savic con los brazos abiertos. El montenegrino estaba acostumbrado en Florencia a jugarlo absolutamente todo y allí demostró que es un central de primer nivel. Sin embargo, desde que ha llegado al Atlético apenas ha jugado tres partidos y uno de ellos por la mala suerte del joven defensa uruguayo.  Durante estos días de compromisos internacionales, Savic disfrutará de minutos con su selección y, por tanto, llegará en perfecto estado físico y muy rodado para ser titular contra el Betis, que será otro examen para él para demostrarle a Simeone que puede llegar a poner en duda la inamovilidad de la pareja charrúa en la defensa rojiblanca.

Fuente: ElConfidencial – Deportes