Juncker promete que los jóvenes de Europa no serán más pobres que sus padres

14.09.2016 – 11:42 H. – Actualizado: 5 H. Brexit, desempleo, refugiados y terrorismo. Son las claves que han marcado el discurso de Jean Claude ...
publicado por
ElConfidencial Noticias avatar photo
hace karma
0

14.09.201611:42 H. – Actualizado: 5 H.

Brexit, desempleo, refugiados y terrorismo. Son las claves que han marcado el discurso de Jean Claude Juncker sobre el estado de la Unión en la Eurocámara. El presidente de la Comisión Europea ha propuesto este miércoles duplicar la capacidad financiera de su plan de inversiones, el llamado Fondo Europeo para Inversiones Estratégicas (EFSI), para alcanzar al menos 500.000 millones de euros de aquí a 2020 y tratar de movilizar 630.000 millones en 2022. El plan de inversiones, que partió de un presupuesto de 21.000 millones de euros en 2014, ha movilizado ya 160.000 millones en inversión y ha beneficiado a más de 200 empresas, afirmó Juncker, para quien supone “un instrumento para la competitividad y la creación de empleo“. Las compañías, afirmó Juncker, podrán así “planificar sus inversiones de cara a los próximos 20 años”.

Juncker anunció también una reforma “para los mercados europeos de telecomunicaciones” con la que espera crear más de 1,3 millones de puestos de trabajo en la próxima década, proporcionar red wifi en todos los lugares públicos de las ciudades europeas en 2020 y lograr conectividad 5G en la UE en 2025. Además, explicó que la CE está elaborando “una hoja de ruta concreta” para dar nuevos pasos en la Unión del Mercado de Capitales, un trabajo “en el que es urgente avanzar”, subrayó. También mencionó la importancia de “responder de forma categórica” a la competencia desleal o dumping, aunque admitió que la UE no puede “meterse en todos los mercados”.

‘No aceptaré que la generación Y se convierta en la primera en 70 años que es más pobre que sus padres. No aceptaré que Europa sea y siga siendo el continente del paro juvenil’El presidente de la CE prometió que evitará que la llamada generación Y (la generación del Milenio, los nacidos entre 1980 y 2000) sufra una pérdida de ingresos y un deterioro de su calidad de vida en comparación con sus predecesores. “No aceptaré que la generación Y se convierta en la primera en 70 años que es más pobre que sus padres“, dijo Juncker durante su discurso. “Nuestros hijos merecen una Europa que preserve su modo de vida. No aceptaré que Europa sea y siga siendo el continente del paro juvenil“, añadió.

El presidente del Ejecutivo comunitario afirmó que, de cara a los próximos años, una buena parte de las inversiones deberán apostar por la tecnología y la conectividad, y que con ese objetivo la CE impulsará medidas que aboguen por incrementar el acceso público a internet y el acceso ciudadano a las nuevas tecnologías. “Las tecnologías digitales y las comunicaciones digitales están en todos los aspectos de la vida. Tenemos que estar conectados, nuestros ciudadanos y nuestras economías lo necesitan“, subrayó.

Sobre el balance económico, el presidente del Ejecutivo comunitario recordó que la deuda en la UE sigue siendo excesiva, aunque los niveles de déficit, que estaban en el 6,3% en 2009, “se han conseguido bajar ahora al 1,9%”. “Tenemos que hacer una fotografía honesta de la situación. El desempleo en Europa sigue a niveles excesivamente elevados“, dijo, aunque destacó que en 2013 había 8 millones menos de puestos de trabajo que en la actualidad y que, por tanto, “la evolución es positiva”. “Sin embargo, sigue habiendo injusticia social, y por eso es necesario trabajar en los derechos sociales europeos como uno de los pilares fundamentales”, argumentó. “Europa no es suficientemente social y hay que cambiarlo”, apostilló Juncker.

En cuanto al terrorismo, Juncker ha anunciado que la CE presentará este mes de noviembre un proyecto legislativo para crear un Sistema Europeo de Información sobre Viajes, similar al que ya existe en EEUU, el registro ESTA, para identificar a las personas que tengan previsto viajar a la UE. La meta es “saber quién va a viajar a Europa incluso antes de que llegue“. Juncker subrayó que la UE “necesita” esa información, y recordó que en los últimos meses ha habido varios casos (en el marco de distintos atentados) que han revelado que los servicios de inteligencia de un país disponían de información sobre los supuestos autores que nunca fue trasladada a las autoridades de otro Estado miembro, donde podrían haberse tomado medidas. Además, la Unión pondrá en marcha la Guardia Europea de Fronteras en los próximos meses y reforzará la oficina de cooperación policial, Europol.

Juncker a su llegada al Parlamento Europeo, en Estrasburgo (Reuters).Juncker a su llegada al Parlamento Europeo, en Estrasburgo (Reuters).

La UE “no está amenazada” por el Brexit

En cuanto al Brexit, Juncker aseguró aseguró que la UE no se ve “amenazada” por la decisión del Reino Unido de abandonarla, y rechazó que pretenda ser un “estado gigantesco” o “unitario” en detrimento de los intereses nacionales. “Todos aquellos que lamentan profundamente el ‘brexit’ se preguntan ahora con preocupación si esto no es un proceso de disolución de la UE. Respetamos, aunque también lamentamos, la decisión británica, pero esto no amenaza la Unión Europea“, aseguró el político luxemburgués, que pidió “alcanzar rápidamente un acuerdo sobre la salida” del Reino Unido de la UE, para “que se acabe el roce y la incertidumbre cotidiana”.

“Para que nuestra relación con el Reino Unido, que tiene que seguir siendo amistosa, se pueda organizar de nuevo”, añadió, al tiempo que advirtió de que “no puede haber una libre circulación a la carta“. Juncker recordó que en su discurso del año pasado ya dijo que el estado de la Unión “dejaba bastante que desear” y, aunque “hemos avanzado desde hace un año, sigue vigente lo que dije”, agregó. Admitió que “la UE no está en su mejor momento, muchas cosas no han cambiado a mejor”, por lo que solicitó más “cooperación solidaria”. “Demasiado a menudo se da prioridad a los intereses nacionales“, comentó.

En cambio, dejó claro que “la integración de la UE no se puede hacer en detrimento de los intereses nacionales, es decir, que la UE no puede ser una fuerza de integración descolorida, necesitamos la pluralidad europea”. “Por mucho que se afirme lo contrario, nosotros no queremos hundir la posición nacional, no queremos destruir nada, somos constructores natos”, aseveró. “No queremos más Europa sino una Europa mejor. Europa no se está convirtiendo en un estado gigantesco, no queremos ser un estado unitario”, agregó. Juncker consideró que, “aun así, vemos que hay grietas y se produce una fragmentación ahí donde la UE tendría que ver su camino allanado”. En su opinión, “hay posiciones nacionalistas y populistas donde no se puede lograr un consenso”, ya que “el populismo no soluciona los problemas, los crea, y por eso tenemos que defendernos”, dijo.

Fuente: ElConfidencial.com