Keylor sostiene líder a un rácano Madrid que sufrió en exceso contra un Celta con diez

24.10.2015 – 18:06 H. El Real Madrid logró tres puntos importantes en Vigo, llevándose un partido clave que le permite descolgar al Celta de lo más alto de ...

24.10.201518:06 H.

El Real Madrid logró tres puntos importantes en Vigo, llevándose un partido clave que le permite descolgar al Celta de lo más alto de la tabla y dormir este sábado como líder en solitario de la Liga (1-3). El conjunto blanco vivió media hora magnífica que le sirvió para dar un zarpazo al partido para, una vez más, volver a dormirse y encomendarse a un prodigioso Keylor Navas que se convirtió en un muro insuperable para los gallegos. La expulsión de Gustavo Cabral desinfló a un Celta que recobró vida con un golazo de Nolito, que hizo sufrir al Madrid hasta que Marcelo cerró la cuenta en el descuento.

Después del gran partido ante el Paris Saint-Germain, los blancos parecen haber regresado al camino de las dudas. Por momentos, los blancos tienen un juego mucho más fluído e intenso, pese a las ausencias de James Rodríguez, Karim Benzema y Gareth Bale. Y mucha culpa de ello la tienen Jesé y Lucas -muy activos y enchufados- y, sobre todo, Casemiro, el jugador que equilibra el equipo. El brasileño está ganándose el puesto a base de bien, pues es el hombre que se encarga de corregir a todos sus compañeros. Y, pese a ello, sigue siendo un equipo que concede demasiadas ocasiones.

Pese a mostrar en Balaídos la pólvora que en otros partidos le ha faltado, el Madrid sigue rompiéndose con excesiva facilidad. Demasiado blando en retaguardia, ofrece muchas oportunidades a los rivales, que terminan evaporándose gracias a Keylor. Y es que el portero costarricense es, sin ningún género de dudas, el gran motivo de que el Real Madrid se encuentre liderando la Liga. El meta volvió a firmar, una vez más, un partido para grabar en vídeo y enseñarlo en las escuelas de porteros. Con cinco paradas de escándalo, supo mantener al Madrid cuando más lo necesitaba.

El partido se le puso muy pronto de cara a los blancos, pues prácticamente en la primera jugada de ataque Cristiano Ronaldo desnivelaba la balanza. Una gran contra del Madrid finalizaba con un enorme pase de Lucas Vázquez a la espalda de Jonny, al que el luso llegó con todo para reventar un balón que, tras tocar en el palo derecho, se colaba en la meta de Sergio Álvarez. Sólo necesitaba otra jugada similar en el minuto 23 para aumentar la ventaja: enorme balón de Jesé para la llegada completamente sólo de Danilo, que finalizaba en el segundo tanto del Real Madrid.

Precisamente en ese momento, en el que los blancos gozaban de mayor ventaja, volvieron a sufrir el mismo mal que llevan arrastrando toda la temporada: regalar el balón y meterse atrás en busca de defender. Pero el equipo parece que equivoca el concepto, pues acumulación de jugadores no es lo mismo que buen desempeño defensivo, y los huecos a la espalda siguen apareciendo. De no ser por las magníficas intervenciones de Keylor Navas, que hizo hasta cinco paradas de un grandísimo nivel en la primera parte, el partido podría tener un marcador bien distinto.

La segunda parte comenzó exactamente igual a como acabó la primera, con el Celta achuchando a un Madrid sin las ideas claras. Pero, entonces, llegó la expulsión de Cabral por doble amarilla parecía que iba a cambiar el encuentro. Los vigueses bajaban los brazos y el Madrid, muy cómodo, gozó de ocasiones claras, como la vaselina con la que no acertó Lucas. Y, precisamente la falta de hambre del Madrid, provocó que el Celta despertara: Nolito comenzó a llevar las riendas del ataque de su equipo y el partido cambió. Llegaba la ofensiva viguesa.

Demasiado sufrimiento para el Madrid

El ’10’ local se convirtió en un quebradero de cabeza para el Madrid, incapaz de tan siquiera mantener la posesión ante un equipo en inferioridad. De nuevo Keylor salvaba a su equipo y en el 71′, la única vez que Nolito le superaba hasta el momento, aparecía Marcelo en la línea para evitar el gol. Pero el delantero internacional no cejó en su empeño y, en el 85′, se inventaba uno de los goles de la Liga para recortar distancias: perfil izquierdo del campo, en su habitual disparo con rosca, la colaba por la mismísima escuadra izquierda de Keylor que, pese a su estirada, nada podia hacer para salvar el gol.

Los últimos cinco minutos se convirtieron en un asedio del Celta, que embotellaba a un Madrid con un jugador más sobre el césped. Y es que los mensajes que llegaban desde el banquillo de Rafa Benítez tampoco permitían al equipo salir al ataque, como se demostró en la entrada de Nacho por Modric. Con los de Berizzo a tumba abierta, primero Cristiano perdonaba el tercero, hasta que Marcelo cerró el choque en el 95′ en una buena contra. Los blancos duermen líderes en solitario tras derrotar al Celta, en otro partido con el mismo guión: demasiado conformistas, los blancos se salvaron gracias a Keylor.

Ficha técnica:

1 – Celta de Vigo: Sergio Álvarez; Hugo Mallo, Cabral, Sergi Gómez, Jonny; Wass (Radoja, min.66) Augusto Fernández; Orellana (Guidetti, min.81), Tucu Hernández (Planas, min.84), Nolito; Iago Aspas.

3 – Real Madrid: Navas; Danilo, Varane, Sergio Ramos, Marcelo; Casemiro, Kroos, Modric (Nacho, min.79); Lucas Vázquez (Isco, min.60), Jesé (Cheryshev, min.69) y Cristiano Ronaldo.

Goles: 0-1 Cristiano Ronaldo, min.7; 0-2 Danilo, min.22; 1-2 Nolito, min.84; 1-3 Marcelo, min.90

Árbitro: Clos Gómez (colegio aragonés). Expulsó a Cabral (min.56) por doble amonestación. Además, mostró tarjeta amarilla a Tucu Hernández, Iago Aspas, Orellana, Nolito por parte del Celta de Vigo, y a Lucas Vázquez por parte del Real Madrid.

Incidencias: Encuentro correspondiente a la novena jornada de la liga BBVA disputado en el estadio municipal de Balaídos ante unos 28.000 espectadores. 

Fuente: ElConfidencial – Deportes