La asistencia a los estadios de la Liga sube, pero ¿están los aficionados contentos?

La asistencia a los estadios de la Liga BBVA aumentó en la última temporada, aunque muy poco. En total, 157.380 espectadores más acudieron a los partidos ...

La asistencia a los estadios de la Liga BBVA aumentó en la última temporada, aunque muy poco. En total, 157.380 espectadores más acudieron a los partidos de Primera, una media de 414 más por encuentro que en el curso anterior. LaLiga (nueva denominación de la LFP) emitió la semana pasada una nota de prensa en la que anunciaba un nuevo récord de asistencia conjunto entre Primera y Segunda División con 13.546.935 espectadores (9.779.032 y 3.767.903, respectivamente).

Acompañaba esa nota un gráfico en el que se podía ver la evolución de la asistencia agregada de las dos competiciones en las últimas seis temporadas. En él se podía comprobar la tendencia positiva en los tres últimos años (impulsada en su mayor parte por la Liga Adelante, que ha sumado 750.000 espectadores desde la temporada 2011-2012). En general, la asistencia al fútbol profesional español se ha estancado alrededor de los 13,5 millones de espectadores en la última década.

Los tres horarios que peor asistencia registran son el de los sábados a las 10 de la noche (el horario del partido en abierto), el de los viernes y el de los lunes

Pero los números en bruto no lo cuentan todo, hay que ponerlos en contexto: días, horarios, capacidad de los estadios… Para analizar la asistencia a la Liga BBVA, El Confidencial comenzó a recopilar durante las últimas jornadas de la Liga la afluencia de espectadores a cada partido de la temporada 2014-2015, publicada en la web oficial de LaLiga. Al recibir la nota de prensa oficial de LaLiga, se desveló un desfase de casi 400.000 espectadores entre lo anunciado por LaLiga y la información publicada en su web [descargue aquí los datos]. De inmediato se solicitó a LaLiga las cifras de asistencia a cada partido, pero la respuesta fue que sólo facilitan datos globales. Por eso el análisis que hemos hecho se basa en las fichas de cada partido que hay en la web lfp.es, que recoge datos de asistencias provisionales proporcionados por los clubes y, como se mencionó anteriormente, son diferentes a los oficiales [puede leer la metodología al final del texto]

Durante los últimos años se ha extendido el pensamiento de que el fútbol español desprecia al aficionado, al que no tiene en cuenta a la hora de programar los partidos. Muchos grupos han dejado clara su disconformidad. Odio eterno al fútbol moderno. ¿Cómo casa eso con el aumento de la asistencia?

La media de asistencia al estadio del Espanyol es inferior a la mitad de su aforo (Efe)La media de asistencia al estadio del Espanyol es inferior a la mitad de su aforo (Efe)

España sigue muy lejos de Alemania e Inglaterra

El porcentaje de asistencia en la pasada temporada fue de un 72,5% (un 69,9% con los datos definitivos). Esa cifra es la mejor de siempre, pero sigue estando muy lejos de la Premier League y la Bundesliga, las dos ligas europeas con más afluencia de público. Según datos de SoccerStats.com, el porcentaje de asistencia la última temporada en la primera división inglesa fue de 95,2%, mientras que en Alemania fue del 91,8%.

En España, el Real Madrid es el equipo que más espectadores atrae tanto en casa como fuera. En general, los partidos contra los equipos que luchan por el campeonato son los que mejores entradas registran. Hay alguna excepción, como el Deportivo. La asistencia de sus partidos fuera de casa fue muy superior a los de Riazor. En el caso del Espanyol y el Getafe sucede igual, pero la diferencia se explica por la pobre asistencia a sus partidos como locales, en los que no se ocupaba ni la mitad del aforo.

“Hemos avanzado muchísimo. Se nos propuso un plan de mejora a tres años que se está cumpliendo”, explica Pepe Hidalgo, presidente de la Asociación de Peñas del Villarreal y secretario general de Aficiones Unidas, asociación que une a 46 federaciones de peñas. Uno de los puntos de ese plan era que los equipos bajaran un 30% el precio de los abonos, algo que han hecho el 90%. Los abonos en el fútbol español son más baratos que en otras ligas.

“La Liga lo que hace es recomendar, pero el que lo ejecuta es el club. Mi presidente está de acuerdo con esa política, pero el presidente del Getafe ha dicho públicamente que el fútbol es un artículo de lujo y el que lo quiera, que lo pague”, apunta Hidalgo, que reclama más protección para el abonado: que entren todos los partidos y se den facilidades de pago. “Pero hay clubes que pasan del tema”, dice.

El producto televisivo también es malo si no hay estadios llenos. Un partido en la televisión sin afición también es menos partido

En su opinión, ligar parte del dinero del contrato de televisión al porcentaje de asistencia es una buena medida para incentivar medidas de ese tipo. Sin embargo, el real decreto que regulará el próximo contrato de televisión establece que una parte del dinero se repartirá teniendo en cuenta la media de la recaudación de las últimas cinco temporadas, no el porcentaje de ocupación. “Queremos que los clubes destinen un dinero de esa cantidad a facilitar el desplazamiento a campos visitantes“, dice Hidalgo.

“El trato es muy malo”, afirma Emilio Abejón, secretario de la Federación de Accionistas y Socios del Fútbol Español (FASFE), organización que tiene una visión más negativa que la de Aficiones Unidas. Abejón cree que, sobre todo en los desplazamientos, el aficionado no está bien tratado, lo que provoca que ir al fútbol sea más incómodo.

“Si un equipo pone los abonos por la nubes y su estadio no se llena, no es culpa de la Liga. Y tampoco es un éxito de la Liga que el estadio del Eibar se llene todas las semanas”, dice Sid Lowe, periodista de The Guardian que lleva muchos años cubriendo la Liga española. Él es muy crítico con el trato de los clubes a sus aficionados: “La afición tiene la sensación de que se le trata con un desprecio brutal. Y yo estoy de acuerdo”. Lowe reconoce que en los últimos años se han mejorado varias cosas, pero la situación general sigue dejando mucho que desear.

Hidalgo tiene opinión parecida: la responsabilidad recae en los clubes y no en la Liga. “Yo sé que el señor Tebas está mal visto, pero nosotros, en 17 años de existencia, no hemos conocido otro presidente como él. Lo digo como lo siento. Y se me acusará de lo que sea. De las medidas que no aprueban los clubes no le puedo echar la culpa a la Liga, porque no tiene atribuciones. A quien le echo la culpa es a los clubes“, dice.

El señor Tebas está mal visto, pero nosotros, en 17 años, no hemos conocido otro presidente como él. Lo digo como lo siento

Los campos se vacían los viernes y los lunes

Si de algo se han quejado los aficionados españoles es de los horarios. Desde hace unos años, los diez partidos de cada jornada se reparten durante todo el fin de semana, hasta el punto de que lo raro es que se jueguen dos a la vez. A eso se sumaron los partidos de los viernes y los lunes. Los horarios los ponen las televisiones, y está claro que si eligen esos es porque les beneficia, pero no parece que lo haga igual a los clubes. En una entrevista en El Confidencial el pasado mes de abril, Javier Tebas aseguraba que siempre ha defendido la dispersión de horarios “porque para los clubes medianos y pequeños es muy importante la exposición audiovisual (…), que les va a permitir crecer a nivel internacional”. 

Los tres horarios que peor asistencia registran son el del sábado a las 10 de la noche (el horario del partido en abierto), el del viernes y el de los lunes. En esos horarios apenas han jugado Real Madrid, FC Barcelona y Atlético de Madrid, los equipos que más aficionados atraen. “Abogamos por la eliminación del partido del lunes y el viernes”, dice Pepe Hidalgo, que reclama más variedad en los horarios de los equipos para que no sean siempre los mismos los que juegan a una determinada hora. LaLiga paga 3,3 millones de euros por temporada a la RFEF por jugar los lunes, un acuerdo al que aún le quedan tres temporadas más.

“Cuestiono que no sea más equitativo, porque en los partidos de los lunes y los viernes son los mismos equipos. La Liga no lo reconoce, pero ha habido un intento muy claro de torpedear el partido en abierto“, afirma Lowe, que es muy crítico con Javier Tebas cuando se trata de los horarios. “Cada vez que habla del fútbol inglés, miente o está equivocado. El fútbol inglés no tiene nada en abierto, cierto, pero tampoco tiene diez franjas horarias”, dice sobre las alusiones sobre la Premier League que ha hecho Tebas.

El producto televisivo también es malo si no hay estadios llenos. Un partido sin afición en la televisión también es menos partido. El fútbol inglés ha entendido que tienes que potenciar lo que es el partido como si no hubiese televisión, para que por la televisión se vea mejor. Creo que en España no han entendido esto”, explica Lowe, que reconoce que la televisión paga el fútbol y que por eso fija horarios que le interesa, pero no por eso se debe dejar de lado todo lo demás. “Entiendo que yo soy inglés y me quejo de los horarios, que me parecen tremendos. Pero muchos españoles me dicen que no les parecen mal”. Los horarios en España, donde el prime time comienza más tarde que en otros países, son un factor importante. 

El Vicente Calderón registra una media del 84,6% de ocupación (Efe)El Vicente Calderón registra una media del 84,6% de ocupación (Efe)

“La competencia para poner los horarios de los partidos la tiene la Liga, pero la cede a las televisiones. Y Tebas dice que él es el que pone las horas de los partidos y que a veces ha llegado a discutir con algún operador, pero lo hace sobre todo basándose en audiencias televisivas, que es lo que le importa. Es evidente que la televisión es el principal ingreso para muchísimos clubes, pero también es verdad que cuando la televisión falla, el aficionado que va al campo es el estable“, explica Emilio Abejón, que opina que Tebas tiene una visión del fútbol como un entretenimiento televisivo global y a esa visión ha sometido todo. El presidente de LaLiga, en entrevista con este diario, calificó el modelo actual como “bastante bueno y racional”, señalando que “es una cuestión de equilibrio entre la explotación audiovisual y los horarios”.

En lo que sí coinciden todos es en que ha habido una clara mejora en la previsión: ahora se saben los horarios con tiempo, algo que no pasaba antes. “Conociendo los horarios con tres o cuatro semanas de antelación nos sentimos satisfechos”, afirma Pepe Hidalgo, que considera una utopía que se conozcan todos a principio de temporada: “Eso es una utopía y no ocurre en ningún país del mundo”.

Nota metodológica [volver arriba]

Desde hace más de un mes, El Confidencial ha estado recopilando de la web de LaLiga los datos de asistencia de cada uno de los partidos de Primera de la temporada 2014-2015 con el objetivo de elaborar una noticia detallada sobre la asistencia a los terrenos de juego. Cuando estábamos ultimando los últimos detalles de la publicación de esta información, LaLiga emitió una nota de prensa en la que hacía constar los datos oficiales globales de asistencia. Al constatar un desfase de 400.000 espectadores entre los datos recogidos de la web y la nota oficial, se requirió a LaLiga los datos oficiales de cada partido, que denegó por su parte el acceso a esta información.

“Tras cada jornada se ejecutan procesos de gestión internos en los sistemas de control de accesos para obtener el dato definitivo. Este dato definitivo es el que aparece en la memoria”, explicó el Departamento de Comunicación de LaLiga ante las cuestiones planteadas por El Confidencial.

Al no poder analizar la asistencia partido a partido y equipo por equipo a partir de los datos oficiales de LaLiga, hemos decidido utilizar las cifras provisionales, que dan un total de 10.177.216 espectadores, 398.184 más que los 9.779.032 oficiales. Esa diferencia puede explicar que en el segundo gráfico aparezcan partidos con un porcentaje de asistencia por encima del 100%. Los datos los hemos dividido por equipos, para analizar cuál de ellos atrae más espectadores tanto dentro como fuera de casa, y los hemos cruzado con los horarios de las jornadas jugadas en fin de semana para ver qué franjas de la jornada (que va de viernes por la noche a lunes por la noche) funciona mejor.

Según ha explicado el Departamento de Comunicación de LaLiga a este periódico, los datos globales publicados en la nota de prensa que anunciaba el récord de asistencia se corresponden a los publicados en las memorias, a las que se puede acceder en su web (http://www.lfp.es/lfp/memorias). Pero basta una simple búsqueda para comprobar que no es así. En la temporada 2009-2010 (la del anterior récord), la asistencia no fue de 13.537.717, sino de 13.078.559 (9.624.727 en Primera y 3.453.832 en Segunda), como se puede comprobar en la memoria (pág. 30). Sucede lo mismo con las temporadas 2010-2011, 2011-2012 y 2012-2013.

Fuente: ElConfidencial – Deportes