La dañada rodilla de Varane, otra buena razón para retener (como sea) a Ramos

Queda mucho verano por delante y todavía pasarán cosas en el Real Madrid. Rafa Benítez se encuentra estos días conociendo y examinando a los jugadores que ...

Queda mucho verano por delante y todavía pasarán cosas en el Real Madrid. Rafa Benítez se encuentra estos días conociendo y examinando a los jugadores que conforman a día de hoy la plantilla blanca. Alguno saldrá, igual que alguno entrará. Un problema que deberá afrontar, y que conoce de sobra, es el frágil físico de Raphael Varane, todo un obstáculo cuando a día de hoy el centro de la zaga no ha sido reforzado y el destino de Sergio Ramos continúa siendo un misterio. Van Gaal, para que no falte de nada, ha entrado de lleno en escena enredando la situación al afirmar que el sevillano está en el punto de mira del Manchester United.

El problema de Varane continúa latente. Desde el interior del vestuario se reconoce que la rodilla derecha sigue siendo un importante motivo de preocupación. Desde que cayó lesionado y terminó en un quirófano, la vida de Varane no ha sido la misma. Y el panorama no ha variado. El defensa francés nunca ha podido jugar con continuidad en los últimos tiempos porque las molestias aparecen de manera cíclica. Y nada hace prever que cambie la situación, por mucho que los servicios médicos y los fisios trabajen a conciencia para mejorar la calidad de vida del futbolista. En el club se es consciente de que esa rodilla puede seguir dando mucha guerra.

Rafa Benítez, igual que en las oficinas del Santiago Bernabéu, tiene claro que la rodilla del zaguero francés está algo más que tocada. Puede jugar, pero si lo hace con continuidad, la carga provoca que el jugador se vea obligado a parar. El técnico conoce de sobra esta circunstancia y por ello tiene claro que Raphael no puede aparecer en el once de manera constante. Esta circunstancia es un problema para el entrenador del Real Madrid, con una exigente y apretada temporada -por la Eurocopa de 2016 que se disputará en Francia- que provocará que el físico de sus jugadores sea fundamental para alcanzar el éxito.

La rodilla derecha de Varane continúa siendo una preocupación para los servicios médicos del Real Madrid (EFE)La rodilla derecha de Varane continúa siendo una preocupación para los servicios médicos del Real Madrid (EFE)

Evitar otro terremoto

Tras la lamentable salida de Iker Casillas del Real Madrid, Florentino Pérez tiene claro que la continuidad de Sergio Ramos es fundamental. Sobre todo, también, porque Varane no es una garantía por culpa de su rodilla derecha. El central sevillano aguarda acontecimientos, sabiendo que su presidente no puede dar un paso en falso. La afición, muy revuelta, podría estallar si otra de sus claras referencias abandona el club. Sergio, harto del mandatario y de sus contantes comentarios privados en su contra, no permitirá convertirse en otro ‘caso Casillas’, como ya informó este periódico hace tiempo.

En Australia en la actualidad, el Real Madrid hará parada en China, donde completará la segunda fase de su gira de verano. El equipo de Rafa Benítez se enfrentará al Inter de Milán (27 de julio) en el Tianhe Stadium de Guangzhou, mientras que el día 30 se verá las caras con el Milan en el Shanghai Stadium, ambos partidos correspondientes a la International Champions Cup. A tierras asiáticas podría desplazarse Florentino Pérez para compartir unos días con el equipo y abordar el espinoso asunto de Ramos. Un encuentro entre ambos que de producirse puede resultar definitivo para conocer el futuro de un jugador muy molesto con el mandatario y decidido a emprender una nueva aventura en otra parte. El presidente sabe que la salida del defensa central provocaría otro terremoto en la masa social madridista, que no ha olvidado la penosa despedida que Florentino ofreció a Casillas.

El destino de Sergio Ramos no está claro (EFE)El destino de Sergio Ramos no está claro (EFE)

El fichaje de otro central

El nuevo entrenador del Real Madrid comienza a sacar conclusiones durante estos primeros días de pretemporada. Tras los primeros entrenamientos, que serán aderezados con los clásicos partidos de pretemporada, irá haciendo su composición de lugar. Con el problema que supone la rodilla derecha de Varane, está por ver si el club acomete la contratación de otro defensa central, una zona que considera vital Benítez, que ya dejó claro que defender mejor que en la etapa de Ancelotti es básico para el nuevo Real Madrid que se viene. Y, por supuesto, Rafa espera tener a Ramos a sus órdenes, pues lo contrario sería dramático para el entrenador. “Veo el futuro con Sergio, pues se trata de un futbolista fundamental por sus condiciones, su calidad en el campo, su mentalidad y su liderazgo en el vestuario”, destacó hace unos días.

El Real Madrid tiene un importante problema que resolver con Sergio Ramos. El día que Casillas se despidió de decenas de aficionados que le jaleaban en un momento tan especial, también se escucharon con rotundidad gritos de “¡Ramos no se vende!” dirigidos a un presidente que también escuchó “¡Florentino, dimisión!”. Éste ya dejó claro que “hay algunos jugadores que tienen contrato con el Madrid y no vamos a permitir que se vayan”. El interesado no ha abierto la boca para expresar su opinión. Mientras, los rumores crecen alrededor del defensa, con un Manchester United al acecho y otros clubes, como su vecino City, atentos por lo que pueda pasar.

Fuente: ElConfidencial – Deportes