Los candidatos en las elecciones de Francia: de Mélenchon al pastor Lasalle

Marine Le Pen, French National Front (FN) political party leader and candidate for French 2017 presidential election, attends a political rally in ...
publicado por
ElConfidencial Noticias avatar photo
hace karma
0,10
Marine Le Pen, French National Front (FN) political party leader and candidate for French 2017 presidential election, attends a political rally in Arcis-sur-Aube, near Troyes, France April 11, 2017. REUTERS Benoit TessierMarine Le Pen, French National Front (FN) political party leader and candidate for French 2017 presidential election, attends a political rally in Arcis-sur-Aube, near Troyes, France April 11, 2017. REUTERS Benoit Tessier

Todas las encuestas colocan a la líder del Frente Nacional como una de las dos opciones para disputar la presidencia en la segunda vuelta, empujada por la victoria de Donald Trump y el auge los populismos en la UE. Su programa está compuesto de 144 propuestas entre las que se incluyen salir del euro, un referéndum sobre la pertenencia a la UE, restablecer las fronteras nacionales y abandonar el espacio Schengen. También quiere rebajar de 62 a 60 la edad de jubilación, más ayudas para los ancianos y necesitados -siempre y cuando sean franceses de nacimiento- y expulsar automáticamente a los criminales y delincuentes extranjeros.

Ninguna de sus ideas se escapa de la crítica. Si gana, endurecerá los requisitos para acceder a la nacionalidad francesa, establecerá la cadena perpetua y luchará contra la inmigración ilegal. Entre sus objetivos está acabar contra el terrorismo y para ello cerrará todas las mezquitas y prohibirá la financiación pública de los lugares de culto. Potenciará el patriotismo económico, es decir, apoyará económicamente a empresas francesas frente a la competencia internacional y gravará la contratación de trabajadores extranjeros para priorizar el empleo nacional.

Su campaña se ha visto empañada por varias investigaciones judiciales por financiación ilegal y desvío de fondos, cuestión que ella misma ha denunciado como “una auténtica persecución”.

Fuente: ElConfidencial.com