Luis Enrique no desvelará hasta el último momento el papel de Messi en el Clásico

20.11.2015 – 17:46 H. El entrenador del Barcelona, Luis Enrique Martínez, confirmó que Lionel Messi “ya está recuperado” de su lesión de ...

20.11.201517:46 H.

El entrenador del Barcelona, Luis Enrique Martínez, confirmó que Lionel Messi “ya está recuperado” de su lesión de rodilla y que hablará con él antes del partido, para decidir si será titular contra el Real Madrid en el Bernabéu. “En lo que respecta al tema de Leo, las sensaciones son positivas desde que se ha incorporado al grupo. Ya está recuperado. Falta el entrenamiento de esta tarde y, a partir de ahí, hablaremos a ver en qué estado se encuentra”, explicó.

Para Luis Enrique, “es evidente que Messi no estará al cien por cien” porque sale de una lesión que le ha tenido ocho semanas de baja, “pero es un jugador tan importante que, en función de cómo se encuentre, es una garantía tenerlo recuperado”. Lo mismo opinó el técnico barcelonista del croata Ivan Rakitic, otro que se ha reincorporado a la dinámica de grupo tras superar una pequeña rotura en el sóleo de la pierna derecha que se hizo en el último partido de la Liga de Campeones ante el BATE Borisov. “Ivan está un poco en la misma situación que Leo, aunque su lesión ha sido mucho más corta. Se ha entrenado estos días con nosotros y se encuentra muy bien. Ahora, hay que ver un poco los mensajes que los dos jugadores me pueden enviar”, ha indicado.

Por otra parte, lanzó elogios al rival, diciendo que “el Madrid tiene juego corto, tiene juego largo, tiene transiciones, tiene estrategia, es uno de los mejores equipo de Europa y, por lo tanto, del mundo, pero no creo que sean superiores a nosotros”, advirtió. En cualquier caso, el técnico del conjunto azulgrana tiene claro que, si sus hombres no saltan al Bernabeú con los cinco sentidos puestos en el partido, lo pueden pasar mal: “Es un rival de tantísima entidad que, si no tenemos un buen día, nos pueden ganar, como ocurrió la temporada pasada”.

Luis Enrique analizó aquel 3-1 del curso anterior, aunque considera que no le sirve “del todo como referencia”, porque el entrenador no era Rafa Benítez, sino el italiano Carlo Ancelotti. “Más allá de que nos adelantamos en el marcador y pudimos hacer el 0-2, a partir ahí el Madrid tuvo fases de juego mejor y aprovechó sus ocasiones. No hay nada que decir cuando el rival es superior a nosotros, sino analizarlo y aprender de nuestros errores”, apuntó. Esta vez hará “el mismo planteamiento” que en cualquier otro partido, “pero con algunos matices, por la magnitud del rival”, precisó.

Messi ya está listo para reaparecer (EFE)Messi ya está listo para reaparecer (EFE)

“Yo soy un iceberg”

Entre esos matices parece que no cabe alinear a Sergio Busquets de interior si Ivan Rakitic no se encuentra del todo recuperado para ser titular. “Busquets es el jugador más inteligente que he tenido la suerte de entrenar. A veces lo hemos necesitado de interior porque no teníamos jugadores, pero la posición donde rinde con el 100 % de su calidad es la de pivote y es ahí donde prefiero ponerlo siempre que pueda”, argumentó. Independientemente del once que saque el preparador asturiano, el objetivo no es otro que distanciar al Real Madrid en seis puntos. “Sigo diciendo que el Bernabéu es el mejor escenario para un jugador culé. No hay nada más estimulante que ganar al eterno rival en su casa”, subrayó.

A Luis Enrique no le preocupa ni el cansancio de algunos de sus futbolistas, tras viajar con sus selecciones -“están acostumbrados y la motivación que hay en un clásico elimina este tipo de secuelas”, dijo- ni el ambiente hostil que les espera en el Bernabéu a jugadores como Gerard Piqué. “A nosotros nos gustan los partidos con presión ambiental. Lo que no se puede plantear es que vayamos al Bernabéu y no nos silben y viceversa. A algunos les pitarán más y a otros menos, pero yo no veo nada feo en este tipo de recibimientos, siempre y cuando no se roce la violencia física ni verbal”, comentó.

Si el otro día Piqué dijo que el clásico le ponía “cachondo” y ayer Andrés Iniesta, que le ponía “como una moto”, a Luis Enrique los partidos ante el eterno rival no le producen sobrexcitación, según subrayó. “Yo soy un iceberg. Estoy calmado y tranquilísimo”, respondió entre risas el técnico gijonés, quien desveló que precisamente este viernes le ha comentado a su mujer que está durmiendo “como los ángeles”, estos últimos días.

Fuente: ElConfidencial – Deportes