Morata se quita “los problemas de la cabeza” para centrarse en su Eurocopa

10.06.2016 – 05:00 H. “Soy jugador de la Juve hasta que nadie diga lo contrario”. Álvaro Morata está ante la oportunidad de su vida. Esta ...

10.06.201605:00 H.

“Soy jugador de la Juve hasta que nadie diga lo contrario”. Álvaro Morata está ante la oportunidad de su vida. Esta Eurocopa significa todo para él ahora mismo. No solamente por la obviedad que supone el hecho de ser su primera, su debut en un gran torneo con España, sino por la repercusión internacional que puede tener un más que probable buen rendimiento del delantero madrileño. Hacerlo bien en una Euro puede suponer que se le abran las puertas de todos los grandes clubes europeos. Los grandes suspiran siempre por las estrellas de las grandes competiciones. Incluso, le podría generar hueco en el Real Madrid (aunque los blancos lo quieran para hacer caja).

[Aquí encontrarás todo sobre la Eurocopa]

Evidentemente, una situación tan potencialmente positiva tiene sus contraprestaciones. Cualquiera que esté constantemente oyendo su nombre en la prensa se sentirá siempre en el centro de las miradas, incómodo, perseguido incluso. Y, por supuesto, esa sensación puede afectar muy negativamente a su rendimiento deportivo que, al fin y al cabo, es lo que importa de verdad, lo demás en realidad resulta accesorio, necesario, pero superfluo. Y eso lo sabe el mismo Morata mejor que nadie, que cada día oye que va a jugar en un equipo distinto cuando acabe la Euro.

En el primer entrenamiento en Francia, Del Bosque ensayó con Aduriz en el posible equipo titular. (EFE)En el primer entrenamiento en Francia, Del Bosque ensayó con Aduriz en el posible equipo titular. (EFE)

Según contó Antón Meana en Radio Marca, el equipo que está más dispuesto a hacer un gran esfuerzo económico por el jugador es el Chelsea. Antonio Conte llama constantemente al jugador para hablarle de las maravillas de su primer proyecto en la Premier League y de lo importante que sería con él en el banquillo. En este momento debemos recordar que fue Antonio Conte y no Massimiliano Allegri el que pidió el fichaje del exmadridista para la Juventus. Conte había seguido a Morata en el Madrid y en las categorías inferiores de la Selección y deseaba contar con él en su equipo. La oferta para entrenar a Italia hizo que el técnico no pudiera cumplir su promesa. Ahora, tiempo después, está dispuesto a encontrarse por fin con Morata.

[El niño francés que soñaba con ser Casillas]

La imagen de la rapada de Morata por Ramos (@SergioRamos).La imagen de la rapada de Morata por Ramos (@SergioRamos).

Pero Morata no quiere que nada de esto le desconcentre del fútbol. Y es por ello por lo que, en un acto más simbólico que otra cosa, hiciera de Sergio Ramos una especie de gurú ‘quitapesares’ que le quitara “los problemas de la cabeza para pensar solo en la Eurocopa e ir a por ella”, como explicó el propio Álvaro en la primera rueda de prensa en suelo francés. Ya una vez su excompañero le rapó la cabeza y a partir de ahí, ambos empezaron a marcar goles. Los dos, como buenos ‘supersticiosos’, quieren repetir la faena, pero que los goles caigan ahora en Francia.

Todo empieza el lunes 13 en Toulouse. Cada día queda menos, claro, pero aún hay tiempo suficiente para ver si Del Bosque confía definitivamente en Morata en el puesto de ‘9’ de España. Sin embargo, en el primer entrenamiento de Del Bosque en Saint-Martin-de-Ré, fue Aduriz el que lució el peto de titular, en un once muy similar al que podría jugar contra la República Checa. No será por la lesión que impidió a Morata jugar contra Georgia. Eso ya está olvidado y, de hecho, el propio jugador aclara: “Me siento muy bien, estoy mejor que en toda la temporada. Las molestias ya pasaron, no jugué el último partido para estar lo mejor posible”. Fue un susto, nada más. Morata se entrenó como los demás y con un gol de vaselina a Iker Casillas, por cierto.

[¿Reconoces estas jugadas históricas de la Eurocopa?]

Si se le pregunta a Morata, él dice que quiere seguir en la Juventus. Y es normal. Allí le han tratado como nunca le trataron en el Real Madrid. Desde que llegó le dieron el ‘9’, es decir, la responsabilidad de ser el goleador del equipo. Y pese a que sus números están lejos de los de un gran artillero, no ha perdido jamás la confianza de la directiva, que en ningún momento se arrepintió de pagar los casi 20 millones que desembolsó al equipo merengue por su traspaso. Allí es importante, se siente muy querido por toda la afición y por el cuerpo técnico, pese a que Allegri cuenta más con Dybala y Madzukic que con él. Pero en el fondo, como ya reconoció hace poco, él quiere jugar “en el mejor equipo del mundo”, que para él es el Madrid.

Todo eso vendrá después de la Eurocopa. Morata deseaba que fuese antes, que no tuviera que llevar el peso en la cabeza de la incógnita sobre su futuro. Pero ya se lo ha quitado, simbólicamente al menos. Morata quiere pensar solo en la República Checa, en Turquía, en Croacia y en lo que venga.

Fuente: ElConfidencial – Deportes