Neymar, que firmó autógrafos y posó ante la Audiencia, está listo para jugar la Copa

03.02.2016 – 05:00 H. Ya está. Ya hay un antes y un después. Hasta ayer, nunca un jugador de la Liga había sido citado a declarar ante un juez de la ...

03.02.201605:00 H.

Ya está. Ya hay un antes y un después. Hasta ayer, nunca un jugador de la Liga había sido citado a declarar ante un juez de la Audiencia Nacional. Neymar lo hizo durante una hora y media acompañado de su padre, también citado, y sus abogados. Se bajaron todos de un monovolumen negro y en cuanto el jugador puso pie a tierra ya estaba firmando autógrafos. Así, en un solo gesto, quedó en entredicho la teoría sobre el daño que le está haciendo el lío judicial. “De cero a un millón, le afecta un 0,0001 no tiene nada que ver con el fútbol”, avisó Luis Enrique horas antes de que su jugador hiciera el paseíllo. Y de vergüenza también cero, que no solo firmó y posó a petición de la afición antes sino también al salir después de declarar ante el juez De la Mata durante hora y media. Efectivamente, fútbol es fútbol como hace años ya anunció Vujadin Boskov.

Al menos el jugador brasileño no ha emitido ningún comunicado proclamando su satisfacción por declarar como investigado en la Audiencia, como hizo el Barcelona el lunes por la tarde después de que el actual presidente, Josep María Bartomeu, el anterior, Sandro Rosell, y Nacho Mestre, director general del club azulgrana visitaran la Audiencia. El club lo hizo en un intento de normalizar, optimizar -que es una palabra que está de moda- y restar importancia a lo que en realidad lo tiene. Ahora será el juez De la Mata el que decida, pero habitual desde luego no es. Y motivo de alegría, en fin, tampoco. Como tampoco lo es que la Fiscalía del municipio de Santos haya denunciado al internacional brasileño, a su padre, a Bartomeu y a Rosell por evasión fiscal y falsificación documental.

La teoría de la conspiración quedó ayer tiritando -como si no hubiera quedado ya claro que fútbol es fútbol tras los vítores a Messi cuando declaró el pasado mes de octubre en los juzgados de Gavà por presunto delito fiscal- después de ver a Neymar con sus gafas verdes de espejo posar con los fans enfrente mismito de la Audiencia. “El caso Neymar no existiría si no jugara en el Barça”, titulaba ayer el consejero editorial y fundador del diario ‘Sport’ Josep María Casanovas. “El jugador pagará cara la pena del Telediario ya que a la salida será acosado como si fuera un delincuente o un blanqueador de capitales. Las imágenes se difundirán en medio mundo. Sorprende que en plena temporada, a 24 horas de un partido importante de Copa, sea llamado a declarar a Madrid y no se pueda hacer por videoconferencia”, añadió. “Al final dirán que Neymar estaba en Dallas el día que mataron a Kennedy”, manifestó hace dos semanas el vicepresidente azulgrana Carles Villarrubí.

Luis Enrique, mientras, no disimula. Pa’qué. Ironizó a la primera pregunta que le formularon sobre el brasileño: “Yo estoy encantado”. Y a la segunda zanjó: “De cero a un millón le afecta un 0,0001, no tiene nada que ver con el fútbol. El año pasado ya me preguntábais sobre esto y cansa”. El asturiano va a lo suyo, que es preparar un partido detrás de otro sin tiempo a hacer ningún invento en los entrenamientos porque no le da la vida. “Esto se limita a prepartido, recuperación y partido”. Tras ganar el Mundial de Clubes y cerrar 2015 con cinco títulos en el bolsillo, el Barça ha disputado 10 encuentros, ganando nueve y empatando solamente el derbi de Liga en Cornellà, con un balance de 29 goles a favor y cinco en contra. El frenesí es tal que el técnico, que tampoco ha dejado nunca grandes titulares para la historia delante de los micrófonos, se limita a gestionar lo más inmediato. Y ahora toca el partido ante el Valencia en la ida de semifinales de Copa del Rey.

Neymar, antes de viajar en vuelo privado a Madrid para declarar ante la Audiencia, probó su pie derecho en el entrenamiento matinal. Sigue teniendo molestias después del pisotón de San José que se repitió ante el Atlético, pero está listo para jugar. El resto, también. El entrenador azulgrana no tiene ninguna baja para el choque de hoy y es lógico pensar que no hará demasiados cambios en el once respecto al que se enfrentó al de Simeone el pasado sábado. Un buen resultado esta noche le permitirá tomarse con más calma el partido de vuelta en Mestalla. El próximo ante el colista de la Liga, el Levante, es ideal para mover el banquillo y dar descansos sin dejar de ser un equipo competitivo. Primero, el Valencia, y luego todo lo demás.

Alineaciones probables

FC Barcelona: Ter Stegen; Aleix Vidal, Piqué, Vermaelen, Alba; Busquets, Arda, Iniesta; Messi, Suárez y Neymar Jr.

Valencia: Ryan, Barragán, Mustafi, Vezo, Gayà; Danilo, Parejo, André Gomes; Feghouli, Cheryshev y Negredo.

Árbitro: Ignacio Iglesias Villanueva (Comité Gallego).

Hora: 21:00.

Estadio: Camp Nou.

Fuente: ElConfidencial – Deportes