Que el nombre de Sergio Ramos se asocie con el del Barcelona no ayuda para su renovación

Según reza un código no escrito en la actual junta directiva del Real Madrid, el contrato de un jugador de la plantilla no se revisa hasta que resten dos ...

Según reza un código no escrito en la actual junta directiva del Real Madrid, el contrato de un jugador de la plantilla no se revisa hasta que resten dos años para que expire. Recientemente, Ozil y Di María intentaron cambiar esta costumbre pero ambos acabaron fuera. Y el último jugador que intentó renovar su acuerdo, Khedira, también ha terminado lejos de la Castellana tras un tira y afloja entre club y representante. Este mes Sergio Ramos ha entrado en ese periodo de tiempo en el que el Madrid se debería dirigir a él… en el caso de que interese.

Ramos se nos ha ofrecido desde hace tiempo como una baza electoral. No sé si se ha ofrecido a alguien más, pero no vamos a entrar en este juego. No vamos a ser el motivo que demos a Sergio Ramos y a su hermano para subir su caché en el Real Madrid. En nuestro caso, descartado totalmente. No hemos tenido contacto con René, sino con un intermediario que nos ha hecho esta propuesta. Por lo que sabemos, pensamos que es un tema de posible mutuo interés entre un precandidato y ellos”. El candidato a la presidencia del FC Barcelona Jordi Majó desveló una supuesta treta que René, el hermano y representante del madridista, ha negado categóricamente.

Los precedentes anteriormente comentados de Ozil, Di María y Khedira respondieron a acciones que no tenían como origen principal su actuación sobre el césped, sino la manera en la que llevaron a cabo sus agentes el acercamiento con el Madrid para tratar de lograr su objetivo: aumento de sueldo. Ozil y Di María lograron limar la paciencia de la Directiva a través de mensajes en la Prensa y viendo las ofertas que llegaron por ambos -titulares indiscutibles antes de su salida- decidieron darles salida. Ozil salió por 45 millones y Di María por 75, habiendo sido fichados por 15 y 25, respectivamente. El caso de Khedira fue algo diferente ya que al germano le ofrecieron renovar el año pasado pero fue su agente quien dio negativa en dos ocasiones. En invierno, cuando hubo un acercamiento del futbolista al equipo… demasiado tarde.

Florentino y Ramos no atraviesan su mejor momento

Hace unos días, René Ramos aseguró con tranquilidad que se encontraba a la espera de recibir una llamada del club -“si llaman ahí estaré”- que preside Florentino Pérez, alguien con el que Sergio Ramos no mantiene la mejor de las relaciones en estos momentos. Este episodio personal, por lo visto en los anteriores casos, no beneficia a la negociación sabiendo que los tres ejemplos anteriores eran utilizados en el césped asiduamente y fue un factor que no importó a la hora de venderles o no renovarle.

Sergio Ramos es un caso especial por lo que significa para el Real Madrid. Hoy por hoy no se entiende una defensa blanca sin el segundo capitán, un baluarte con el que se identifica el madridismo. Con una ficha de 5,5 millones, hace dos años el sevillano rechazó una subida de medio millón más y buscó en ese momento una salida en el extranjero. Este viernes, las palabras de Majó han recordado que cualquier movimiento que pueda ser considerado como una ofensa para la zona noble del Santiago Bernabéu tiene sus consecuencias (salvo el “estoy triste” de Cristiano Ronaldo).

Fuente: ElConfidencial – Deportes