Reina: “El debate con Casillas no se cerrará hasta que no deje de jugar”

31.08.2016 – 05:00 H. Un día, la Selección que todos conocíamos se acabó. Ocurrió en junio de 2014, durante el Mundial de Brasil. En ese torneo de fatídico ...

31.08.201605:00 H.

Un día, la Selección que todos conocíamos se acabó. Ocurrió en junio de 2014, durante el Mundial de Brasil. En ese torneo de fatídico recuerdo, la vigente campeona fue el primer equipo eliminado de la competición. Fue el peor final posible para la generación más brillante de la historia de España y una de las más exitosas de siempre. Desde que se acabó ganando a Australia el partido de la vergüenza, no volvimos a ver a Xavi, Xabi Alonso, Torres o Villa con la camiseta roja de España. Tampoco a Pepe Reina. Al portero se le incluyó en aquella forzosa jubilación grupal. Ninguno tenía ya sitio con Vicente del Bosque, que fue de los pocos que no ejercieron su derecho a pedir la retirada honrosa hasta que se han visto casi obligados. Ninguno de esos cinco jugadores estaba, ni se le volvía a esperar. 

Pero quién nos lo iba a decir. O más bien, quién le iba a decir a Pepe Reina que a seleccionador nuevo, portero viejo. Como regalo de cumpleaños, Reina se encuentra de nuevo donde estuvo nueve años, en la Selección, entre los mejores porteros de España. Esto no es una opinión, no al menos propia, sino de Lopetegui y Ochotorena. “Está aquí por méritos propios”, dijo el preparador de porteros que ha heredado Julen de Del Bosque. Dos años y 11 días después de jugar su último partido como internacional, Reina se vuelve a enfundar los guantes del equipo nacional y cuenta a El Confidencial sus sensaciones en su retorno, qué sintió cuando se vio fuera y cómo analiza todos los intensos debates que han rodeado a la portería española.

Pregunta. ¿Cuánto echabas de menos esto?

Respuesta. Cuando uno deja de venir, se da cuenta de que sí se echa de menos. Siempre me he considerado un privilegiado por pasar más de nueve años en la Selección y así lo he transmitido. Pero cuando falta, te das cuenta de lo importante que es y de lo que le da a un futbolista. Tengo ahora la suerte de que vuelvo a jugar, de estar haciendo las cosas bien y ha podido llegar la llamada.

P. Cuando Del Bosque da la primera lista después del Mundial y no estás, ¿cuál es tu primera impresión?

R: Me lo esperaba. Me fui al Bayern a aceptar un rol que hasta ese momento no era habitual para mí, que era no jugar en mi club, y es normal que las puertas de la Selección se cierren si no juegas en tu club. Yo dejaba de jugar, literalmente. Allí solo había un portero que era Neuer y por si pasaba algo y para competir, estaba yo. Era muy diferente y su decisión fue igualmente respetable y entendible.

Reina, defendiendo al Bayern. (Tobias Hase/EFE/EPA)Reina, defendiendo al Bayern. (Tobias Hase/EFE/EPA)

P. ¿Habló Del Bosque contigo?

R. Sí. Me explicó que la situación era esa, que le dolía en el alma no llamarme, pero con la decisión de ir al Bayern era difícil.

P. ¿Por qué te fuiste al Bayern?

R. Porque en el Liverpool se me complicó el asunto. No me llevaba muy bien con el entrenador y tuve que decidir. Hay equipos a los que es difícil decir que no y me apetecía entrenar con Guardiola, probar otra liga. Creo que soy el único portero que ha jugado en las cuatro grandes ligas europeas. Tampoco sabes nunca lo que va a pasar. El año, anterior Neuer estuvo un tiempo lesionado y había que estar preparado por si pasaba. No me arrepiento. Fue un año duro porque no jugaba, me lesioné, pero aprendí muchísimo, sobre todo a nivel técnico. Lo que aprendes con Guardiola en un año es lo que puedes aprender en toda tu carrera con cualquier otro.

P. Después de ese año, vuelves al Napoli, juegas a buen nivel, pero Del Bosque sigue sin llamarte. ¿Te sentías parte de esa generación de los Xavi, Xabi Alonso, Torres y Villa que ya no iban a volver?

R. No, pero yo era consciente de que había encontrado una estabilidad con esos tres porteros y que la iba a respetar. Mientras jugaran esos tres, yo estaba convencido, porque lo conocía, de que no iba a cambiar. Uno siempre tiene la ilusión de venir, pero el míster apostó por llevar a la clasificación y al torneo a esos tres porteros.

“Siempre he mantenido abiertas las puertas de la Selección. Lo dije cuando no venía y lo digo ahora que he tenido la oportunidad de venir”

P. Y ahora estás aquí. ¿Te esperabas volver?

R. Siempre he mantenido abiertas las puertas de la Selección. Lo dije cuando no venía y lo digo ahora que he tenido la oportunidad de venir. La Selección es un premio para cualquier futbolista y estoy felicísimo de poder volver, y me parece meritorio hacerlo después de dos años sin venir, porque cuando sales de la rueda, es difícil regresar. Estoy muy satisfecho y dispuesto a pelear por seguir aquí mucho tiempo.

Pepe Reina, junto a Adrián y De Gea. (Javier López/EFE)Pepe Reina, junto a Adrián y De Gea. (Javier López/EFE)

P. ¿Y cómo has encontrado el grupo?

R. Son muchos jugadores nuevos. En dos años ha cambiado mucho. Pero la ilusión sigue siendo muy alta y debe ser así para todo el que venga. Así ha sido siempre para mí y lo voy a hacer ver a todos, para que vengan con mucha ilusión y hambre. Se deben sentir las mariposas en el estómago cada vez que se vista esta camiseta.

P. ¿Cómo viviste desde la distancia el caso de Casillas?

R. El que tenía que tomar las decisiones era Del Bosque. La buena noticia era que España, jugara quien jugara en la portería, iba a estar bien defendida. Ahora, el que no esté en la lista no sé si es cosa de Iker o del míster. Pero son 167 partidos y hay que agradecerle todo lo que ha hecho. Me parecería justo no seguir con el debate, hay que respetar a los que vienen ahora.

“Tiene que ser el propio Iker el que haga como Xavi, Alonso o Puyol y diga que no quiere contar más, pero no lo va a hacer porque no le apetece”

P. Hay que agradecerle su trayectoria, pero esta, según Lopetegui, no ha terminado en la Selección. Dijo que es temporal su ausencia, por ahora. ¿Deberían haber cerrado ya la etapa de Casillas?

R. Esto no se cerrará hasta que Casillas no deje de jugar. Es un portero español que está a buen nivel y que puede venir perfectamente. Si el míster considera que debe venir, lo llamará. Tiene que ser el propio Iker el que haga como Xavi, Xabi Alonso o Puyol, de salir y decir que no quiere contar más. Pero no lo va a hacer porque tampoco le apetece. No hay que cerrar las puertas a nadie.

P. Lopetegui reconoció claramente que su portero titular es De Gea. ¿Cómo asumes la posición que te toca?

R. Igual que lo he llevado toda mi vida. Mi rol en la Selección no ha cambiado. Para mí siempre ha sido el de ayudar, estar para cuando se me necesite y sin marcarme el ser segundo o primero. Evidentemente, ahora es De Gea el que tiene un presente y un futuro extraordinarios por delante, y si Dios quiere será el portero de España durante muchos años, pero me apetece darle guerra, me apetece competirle el puesto. Eso es bueno, para que todos subamos el nivel. 

P. Como portero con mucha experiencia que eres, ¿le puedes enseñar todavía algo a De Gea?

R. Es un portero ya muy maduro. Todos tenemos un margen de crecimiento a lo largo de toda nuestra carrera, pero es un portero hecho, ya formado, y tiene una carrera por delante enorme. Está rindiendo a un nivel en estos tres o cuatro años que le hacen ser valedor al número uno.

Lopetegui reconoció que su portero titular es De Gea. (Christian Hartmann/Reuters)Lopetegui reconoció que su portero titular es De Gea. (Christian Hartmann/Reuters)

P. ¿Y cómo ves a Adrián San Miguel?

R. Quizás explotó un poco más tarde que toda la generación nuestra, pero está haciendo las cosas fenomenal. Lo llevo siguiendo dos años en el West Ham y puedo asegurar que es un guardameta de primerísimo nivel. Tuvo el coraje de salir de su Betis y lo está haciendo francamente bien. Yo me alegro mucho por él, porque cuando se marchó a Inglaterra me pidió consejo y veo que no me equivoqué. Ahora el West Ham tiene un señorío superior, bien situado y con nuevo estadio, es un grande dormido.

P. Para cerrar el debate de la portería, ¿qué te parece que no esté Sergio Rico?

R. No es mi trabajo hablar de todos los porteros que no vienen, si nos ponemos a debatir sobre por qué no están los que no están, ¿qué hacemos aquí los que estamos? El míster tomó decisiones y los que le convencemos más ahora mismo somos nosotros. Pero que hay competencia en España lo sabemos. Ya no solo es Rico, sino también Roberto, Asenjo… Hay muchos que pueden tener la oportunidad de venir en el futuro.

“David de Gea tiene un presente y un futuro extraordinarios y será el portero de España por muchos años, pero me apetece darle guerra”

P. ¿Qué tal el inicio con Lopetegui?

R. Los primeros indicios son muy buenos. Tiene muchísima ilusión en hacer las cosas bien y eso es lo que nos ha transmitido. El nivel está, pero ahora hay que seguir trabajando y creciendo. No tiene mucho tiempo para entrenar en estos días, porque las selecciones son complicadas y hasta que no tienes una concentración larga es difícil transmitir tus conceptos, pero la base está hecha y seguro que con sus pinceladas más personales mejoramos. 

P. ¿Conocías cómo trabaja?

R. Solo de jugar contra él alguna vez. Pero me han hablado muy bien de él.

P. Su herencia es muy complicada.

R. Él lo sabe y ha aceptado el reto encantado. Está muy ilusionado por la decisión que ha tomado. Ese será un problema que va a tener cualquier seleccionador que venga. Pero no se puede vivir eternamente del pasado, tenemos que subir el listón e intentar olvidar lo que se ha hecho para seguir creciendo. 

Lopetegui, durante sus primeros entrenamientos con España. (Sergio Barrenechea/EFE)Lopetegui, durante sus primeros entrenamientos con España. (Sergio Barrenechea/EFE)

P. Una diferencia clara en sus entrenamientos con respecto a los de Del Bosque es que los porteros participáis en los ejercicios colectivos.

R. Hoy en día, es fundamental que el portero se relacione bien con su defensa y juegue con los pies. Cada uno tiene su metodología. Con el propio Ochotorena entrenamos el juego con los pies. Ahora es fundamental que los porteros cambien su manera de entrenar. Antes eran 50 minutos con el preparador de porteros y 15 con el resto, y ahora es al revés: 15 con el preparador de porteros y 50 con el resto. 

P: Como partenopeo que eres, ¿cómo te tomaste el fichaje de Higuaín por la Juventus?

R. Pues debemos pasar página. Ha molestado a todos los napolitanos porque es la Juve, es lógico. Entiendo que ha sido su decisión y que ahí se tiene que quedar, pero es difícil aceptar que el club de destino haya sido la Juve.

Fuente: ElConfidencial – Deportes