Salud Hernández, el azote de los políticos de Colombia convertido en figura pública

24.05.2016 – 05:00 H. Colombia se ha movilizado para encontrar a la española Salud Hernández-Mora, una de las periodistas más relevantes del panorama ...

24.05.201605:00 H.

Colombia se ha movilizado para encontrar a la española Salud Hernández-Mora, una de las periodistas más relevantes del panorama mediático del país latinoamericano y que con mayor dureza ha criticado al actual Gobierno de Juan Manuel Santos por los acuerdos de paz que mantiene con las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC). Según fuentes militares y medios de comunicación locales, Hernández-Mora, corresponsal del diario ‘El Mundo’ en Colombia, fue secuestrada el pasado sábado por fuerzas del Ejército de Liberación Nacional (ELN), la segunda guerrilla del país por importancia y número de efectivos.  

En la noche del domingo, el Gobierno de Juan Manuel Santos movilizó a las fuerzas militares para dar con su paradero hasta la zona del Catatumbo, norte de Santander, donde realizaba una investigación sobre la erradicación de los cultivos de coca y donde fue vista por última vez. Un objetivo que el mandatario calificó de “prioritario” en su cuenta oficial de Twitter. Todo ello mientras las redes sociales convertían el nombre de la periodista española en tendencia y exigían su liberación inmediata. De hecho, hasta el momento de la publicación de esta información, el nombre de Salud Hernández-Mora sigue siendo ‘trending topic’. 

Se ha metido en los denominados ‘puntos calientes’, zonas donde ni siquiera las fuerzas militares se atreven a penetrar. Se dice que habla de tú a tú con los cabecillas de las guerrillasPero ¿quién es esta periodista cuyo secuestro ha movilizado por igual a la sociedad colombiana y a las autoridades

Hernández-Mora llegó a Colombia en 1997 como gerente de la compañía de comunicación e imagen Bursont Masteller. Su trayectoria como periodista en el país está ligada al diario ‘El Tiempo’, uno de los más influyentes y de mayor tirada, desde donde publica sus columnas de opinión y reportajes. Fue con ‘Viaje a la cuna de las prostitutas’, trabajo que publicó en ‘El Mundo’ en 2002 y en el que destapó una red de trata de blancas, cuando se convirtió en un personaje público a nivel nacional, aglutinando el mismo número de detractores y seguidores. 

Desde entonces, se ha ganado su fama a costa de acusar a la clase política del país, a la que en numerosas ocasiones ha tachado de corrupta. También por sus investigaciones sobre la guerrilla y el conflicto armado que asola el país desde hace seis décadas. Ella es una de las pocas personas que para buscar la noticia se han metido en los denominados ‘puntos calientes’, zonas donde operan los grupos armados ilegales y en las que ni siquiera las fuerzas militares se atreven a penetrar. Se dice de ella que habla de tú a tú con los cabecillas de las guerrillas.

Militares colombianos, durante una operación contra el narcotráfico en Puerto Concordia, cerca de Meta. (Reuters)Militares colombianos, durante una operación contra el narcotráfico en Puerto Concordia, cerca de Meta. (Reuters)

Salud Hernández también es una de las voces opositoras más férreas del actual Gobierno y del proceso de paz que inició Juan Manuel Santos con las FARC, principal grupo guerrillero del país, y que todavía se negocia en la mesa de La Habana (Cuba). Pero, aunque el gobernante sea en la actualidad el centro de sus críticas, en casi 20 años de profesión nadie en la política se ha salvado de su pluma. 

Al Partido Liberal, una de las organizaciones políticas clásicas de Colombia, la española lo definió como “un nido de ladrones”, mientras que a los militares los describió como “unos mentirosos que engañan a la opinión pública”. 

Un secuestro en un momento crucial para el país

El secuestro de la periodista llega en un momento crucial para el país. Primero, por el inminente acuerdo de paz que el Gobierno firmará en los próximos meses con las FARC, y con el que se dará inicio a una etapa de posconflicto y reconciliación de la sociedad colombiana. Segundo, por el anuncio a finales de marzo de abrir una mesa de negociaciones en Ecuador con el ELN, responsable del secuestro de Hernández-Mora de acuerdo con fuentes oficiales, para poner fin a las acciones beligerantes que este grupo guerrillero ejerce en el territorio desde hace décadas.

Otra de las teorías que se manejan es que una facción del ELN contraria a los diálogos de paz estaría detrás del secuestroMientras que el ELN sigue sin reivindicar la desaparición de la periodista, medios locales apuntan a que esta acción responde a la necesidad del grupo guerrillero de visibilizar su poderío en las zonas que todavía ocupa, como en la región del Catacumbo. El objetivo es ejercer presión sobre el Gobierno de cara a las próximas conversaciones de paz y a las demandas que previsiblemente pondrá en la mesa. Sin embargo, y como advirtió Santos, no habrá ronda de negociaciones sin que la guerrilla libere a los rehenes que todavía mantiene. 

Otra de las teorías que se manejan es que una facción del ELN contraria a los diálogos es la responsable del secuestro. Sea como fuere, lo que es cierto es que en los primeros meses de 2016 hubo un repunte de los secuestros por parte de la guerrilla, como aseguraron fuentes de la Policía Nacional de Colombia.  

Por su parte, la Defensoría del Pueblo, uno de los entes de control de derechos humanos de Colombia, indicó que El Tarra, en el Catacumbo, donde se vio por última vez a Salud Hernández, “constituye un paso estratégico de grupos ilegales hacia la frontera y el interior del país”. Solamente en este municipio, añade esta entidad, “se han presentado tres homicidios selectivos de civiles durante el último mes, periodo en el cual también han ocurrido dos episodios protagonizados por francotiradores contra miembros de la Fuerza Pública”.   

Fuente: ElConfidencial.com