Un club albanés, denunciado por amaño tras su descarada derrota 5-1 en Lisboa

28.10.2015 – 19:27 H. Debe de ser duro ser hincha del Skenderbeu albanés. El club, que domina con mano de hierro la liga de su país, no hace un papel muy ...
publicado por
ElConfidencial Noticias avatar photo
hace karma
0

28.10.201519:27 H.

Debe de ser duro ser hincha del Skenderbeu albanés. El club, que domina con mano de hierro la liga de su país, no hace un papel muy digno en Europa. La semana pasada jugó contra el Sporting de Portugal en Lisboa y perdió 5-1 tras sufrir una expulsión y conceder dos goles de penalti. Aunque puede que alguien en el club no lo viera tan mal. Según Federbet, una asociación que monitoriza las casas de apuestas de medio mundo para combatir los amaños, cuando el partido iba 4-0 y quedaban 30 minutos comenzó a entrar un volumen enorme de dinero en apuestas a que el Sporting metería el quinto, algo que va contra la lógica de las casas de apuestas. Si fuera un caso aislado podría ser una anomalía, pero Federbet ya vio casos similares en dos previas de Liga de Campeones este verano. Federbet denunciará el club a la policía suiza. La UEFA sigue el caso de cerca pero afirma tener las manos atadas.

El pasado jueves 22 de octubre, el Sporting de Lisboa recibió al Skenderbeu en la fase de grupos de la Europa League. El equipo albanés tenía pocas opciones de puntuar. Jugaba contra un histórico y bastante ha hecho con superar rondas previas de Champions este verano y alcanzar la fase de grupos de la Europa League. En el minuto 24 uno de sus jugadores es expulsado por un error… digamos que infantil. Saltó con el brazo extendido en un córner a favor y remató claramente con la mano. Como ya tenía amarilla, el árbitro le expulsó. 

En los 17 minutos siguientes, el Skenderbeu cometió dos penaltis, los dos en las esquinas del área, en jugadas con un peligro moderado. Así que antes del medio tiempo perdía 2-0 y estaba con uno menos. El descanso no mejoró el asunto. En el minuto 64 encajó el cuarto gol tras un fallo… digamos que sorprendente del portero. El guardameta no llegó a un centro -aparentemente encoje el brazo, pero lo mejor es que vean el vídeo- y permitió que el delantero rematara solo. Cinco minutos después el Sporting marcó un gol poco sospechoso (salvo por el hecho de que el delantero está libre de marca en el segundo palo, aunque eso pasa en las mejores defensas).

Un club albanés, denunciado por amaño tras su descarada derrota 5-1 en Lisboa

En ese momento, que habría un gol más se pagaba en las apuesta en directo 1,55 a 1 (un apostante recibía 1,55 euros por cada euro jugado), según el análisis de Federbet. La cuota subió hasta 1,68 a 1 en el minuto 72. Esto es lógico: con 4-0 y con menos tiempo lo previsible es que no haya más goles, que no fuerce el que gana y además queda menos tiempo para que marque.

Pero de repente, la tendencia cambia. En el minuto 72 comienza a entrar dinero apostando a que habrá un quinto gol. Si son pocas apuestas no modifican la cuota, pero cuando es una cantidad enorme sí varía. La cuota comienza a bajar y solo tres minutos después ya se paga 1,3 euros por euro apostado. Efectivamente, dos minutos después, en el 77 de juego, el Sporting marcó el quinto gol. Mientras la cuota de que habría más goles bajaba, subía la de que el marcador seguiría igual. Con el partido decidido, el Skenderbeu marcó un golazo en un córner.

“Cada vez que se actualizaba el diferencia entre la apuesta a más goles y menos, subía el que haría más y bajaba la otra. Lo hacía minuto a minuto, mostrando exactamente lo contrario de lo que pasa en un partido normal“, señala Federbet en un correo electrónico a El Confidencial. Las denuncias de Federbet son serias, es la asociación que ha contratado la Liga de Fútbol Profesional para que le avise cuando hay apuestas anómalas. Francesco Baranca, secretario general de Federbet, señala que el comportamiento de las apuestas ese día es el contrario a toda lógica.

Baranca da una explicación posible a algunos comportamientos anómalos. “Según nos ha contado algún testigo, cuando hay un partido amañado, el jugador que hace una cosa loca, como un penalti o recibir una expulsión a veces tiene un bonus“. Las apuestas se realizan principalmente en Asia y Baranca calcula que en un partido de europa League se puede ganar con este sistema entre cinco y 10 millones de euros.

Si fuera un caso aislado, si fuera la primera vez que el Skenderbeu protagonizaba apuestas sospechosas, podría ser por un mal día del equipo (al fin y al cabo esto es fútbol y a menudo pasan cosas raras). Pero Federbet recuerda que hace solo unos meses ya dio un aviso sobre este club. Fue en las eliminatorias previas de Champions. El 21 de julio pasado el Skenderbeu visitó al Crusaders de Irlanda del Norte. Los albaneses habían ganado 4-1 en la ida y jugaban contra un equipo semiprofesional. En el minuto 78 el Skenderbeu ganaba 1-2. Pero entonces, pam: las apuestas viran. Empieza a entrar dinero a favor de que los albanos van a recibir algún gol en el descuento. “Normalmente, eso se debía pagar por encima de 5 a 1, pero hubo tantas apuestas que quedó 1,9 a 1”, explicó entonces Federbet. Como predijo el dinero, después del minuto 90 y con la eliminatoria sentenciada, los norirlandeses marcaron dos goles. Había en juego entre uno y tres millones de euros.

Un club albanés, denunciado por amaño tras su descarada derrota 5-1 en Lisboa

La última semana de agosto, en el último partido de previa, la historia se repitió, en esta ocasión contra el Dinamo de Zagreb. Los croatas han vencido 1-2 en la ida y en la segunda parte de la vuelta van ganando 3-1. La eliminatoria va ya 5-2 y queda poco tiempo. El Skenderbeu está en esa situación en la que ya no tiene nada que perder. Un jugador del Dinamo ha sido expulsado, así que lo previsible intentar defender el resultado. Pero de nuevo, sorpresa: en el minuto 78 se paga 1,2 a 1 que el Dinamo marcaría otro gol. Federbet estima que lo lógico es que se pagase 2,5 a 1. Pero entonces ya ha entrado tanto dinero apostando por otro gol del Dinamo que la cuota ha bajado drásticamente. En el minuto 80, marca el Dinamo que jugaba con uno menos. Los apostantes habían vuelto a acertar. Hubo entre cinco y 10 millones de euros en juego.

Un club albanés, denunciado por amaño tras su descarada derrota 5-1 en Lisboa

Hasta que salto la sospecha de amaños, la del Skenderbeu era una historia de un éxito. Nunca un equipo albanés había llegado tan lejos en la previa de Champions. En 2009 estaba a punto de desaparecer, pero entonces lo compró un empresario albanés y ha ganado los últimos cinco títulos de liga. La UEFA reparte premios por partidos ganados, millones en la Champions, pero menos en la Europa League. “Pero un equipo sin opciones puede ganar más dinero con las apuestas”, señala una Baranca.

Baranca estalló ayer por este caso contra lo que considera “la pasividad de la UEFA”: “¿Qué hace la UEFA que no hace nada? ¿Qué más necesitan?”. Baranca anunció que piensa denunciar el caso a la policía suiza, donde tiene su sede la UEFA. Albania se ha clasificado para la Eurocopa de 2016 y tiene un vicepresidente en la UEFA. “Hablan del milagro albanés pero llevan amañando partidos por apuestas 15 años”, señala Baranca, un tipo decidido acostumbrado a recibir amenazas. “La semana pasada denunciamos un partido en italia y no quiera saber los correos que me llegaron de los hinchas. La gente no quiere saber lo que ocurre”.

El Confidencial intentó el miércoles, sin éxito, obtener la versión del Skenderbeu. La UEFA no quiso hacer comentarios. Pero fuentes próximas al organismo que gobierna el fútbol piden comprensión: “La verdad judicial tarda y necesitan más que la estadística”. Estas fuentes recuerdan que el Fenerbahçe turco amañó partidos en 2011 y fue sancionado en 2013. Así pues, el Skenderbeu seguirá jugando. Lo veremos.

Fuente: ElConfidencial – Deportes