ESTE PEQUEÑO INVITO A CAMINAR A UN GRAN BULLDOG INGLES DE 40 KILOS… LA REACCIÓN DEL CANINO ES ÚNICA

Los prejuicios son algo que a veces no podemos evitar, y más cuando ese prejuicio va acompañado de una fuerte creencia popular. Dentro de las creencias que ...
publicado por
Lara Gonzalez avatar
hace karma
80,10

Los prejuicios son algo que a veces no podemos evitar, y más cuando ese prejuicio va acompañado de una fuerte creencia popular. Dentro de las creencias que tenemos con las mascotas, se ha dicho que los gatos son uno de los animales domésticos más perezosos, pero lo que vas a ver a continuación te demostrara que los perros pueden llegar a ser tanto o más perezosos que los mismos felinos. ¿Habías visto un bulldog ingles tan perezoso y tan poco colaborador?

También podría interesarte:

¡Bernie es un bulldog ingles de 40 kilos, y parece que el simple hecho de moverse le da una flojera única! ¿Pero, ni siquiera el entusiasmo de un pequeño niño puede mover a este gran perro? Pues este canino no está dispuesto a soltar su flojera ni porque el nene más tierno de todos trate de moverlo. Y es que no solo necesitas de ánimos para hacer una corta caminata, sino que también necesitas una buena compañía, y parece que para Bernie, este pequeño bebe, que apenas está aprendiendo a caminar, no es la compañía idónea que necesita para movilizarse.

En este video, Bernie se niega a moverse cuando un pequeñito de tan solo 11 meses trata de llevárselo a caminar de su cuerda. EL pequeñito intenta cuanto truco tierno tiene bajo la manga para hacer que se mueva, pero al final la pereza y los pesados 40 kilos de Bernie pueden más contra el entusiasmado niño que solo puede ver como sus infructíferos intentos hacen las delicias de los presentes en el lugar, quienes no pueden hacer más que reírse de la inocente reacción del niño.

EL video fue subido originalmente en Youtube y se ha vuelto rápidamente en contenido viral, los niños no dejan de causarnos gracia con sus inocentes actuaciones, claro que vale anotar, que este pequeño no dejo que su fracaso lo desanimara y permaneció igual de contento y de buen ánimo que siempre, todo esto antes de caer en el suelo y simplemente reírse de la situación, como si conociera lo que había acabado de pasar. Este niño es muy tierno, pero como paseador de perros parece que necesita más práctica.

Déjanos tus comentarios… Son muy importantes para nosotros.