LA VERDADERA HISTORIA DE ANNABELL

LA LEYENDA:  Conética, 1970. Una estudiante de enfermería llamada Donna, está celebrando su 28 cumpleaños junto con su compañera de estudios Angie. Para la ...
publicado por
Lara Gonzalez avatar
hace karma
0,90
LA LEYENDA: 
Conética, 1970. Una estudiante de enfermería llamada Donna, está celebrando su 28 cumpleaños junto con su compañera de estudios Angie. Para la ocasión, la madre de Donna le envía una muñeca de la línea de productos infantiles que estaban de moda en aquel entonces. Aunque el personaje de la muñeca fuera inventado hacía 50 años, esta muñeca era un juguete atractivo y valorado aun por mujeres y por coleccionistas, convirtiéndose en rápidamente en su muñeca preferida. Pero lo que nadie sospechaba es que la muñeca, no era una muñeca ordinaria… tenía algo que le haría especial.

Al día siguiente, antes de irse a las clases de enfermería, decide dejar la muñeca encima de la cama, como recuerdo del amor de su madre y del feliz día de su cumpleaños. Pero cuando vuelve por la noche, ya notó algo extraño, la muñeca había cambiado de posición. Sin darle mucha importancia colocó a la muñeca otra vez en su sitio y al día siguiente volvió a ver que la muñeca se había movido… al parecer sola.

Muchos días llego a casa y observó a la muñeca en posiciones cada vez más inexplicables, con los brazos cruzados, o las piernas, sentada sobre la cama… etc. Es entonces cuando el estado alterado de Donna empieza a hacerse visible. De repente, una curiosidad, un sencillo acontecimiento, se estaba repitiendo una y otra vez y cada vez de forma más exagerada e inexplicable… ¿Cómo podía moverse la muñeca?

Las demostraciones de la muñeca no acabaron ahí. Con el tiempo, ya no solo se movía, ahora se desplazaba, y si por la mañana la dejaban en la cama tumbada, a la vuelta, la veían sentada en la silla,  y esto sin que nadie pudiera haberla tocado. Además Donna y su amiga encontraron algunos papeles arrugados en los que la muñeca habían escritos mensajes en los que decía: “ayuda”.

Al principio, las chicas buscaron una explicación razonable y lógica a las notas misteriosas y al hecho de que una muñeca, un objeto inanimado, se pudiera mover. Lo primero que pensaron fue que quizá alguien entraba en el apartamento y les estaba jugando una mala pasada. Por eso pusieron papeles, marcas en las puertas que delatarían si alguien hubiera entrado en su ausencia, alguien que les estuviera gastando una broma pesada… pero nada se movió, ni la puerta ni la ventana se abrieron…. lo único que se movió fue la muñeca.

Dado que no encontraron una explicación lógica y razonable, decidieron llamar a una medium que les asesorara. Cuando esta llega a la casa y ve a la muñeca, les transmite un mensaje claro. La muñeca está poseída por un espíritu de una niña de unos 7 años llamada Annabell, una niña que hace años murió allí y que a través de la muñeca trata de comunicarse con Donna y Angie.

Después de lo dicho por la medium, las chicas tratan de tomarse el acontecimiento de la forma más comprensiva posible y empiezan a tratar a la muñeca como a la niña poseída que, según afirmaba la medium, se llamaba Annabell.

Lou, el novio de Donna, incrédulo a todo lo que está pasando o quizá tratando de aparentar ser un valiente delante de su novia, hace bromas sobre la muñeca, le resulta irrisorio ver que tratan una muñeca como a una niña de verdad. Al final les recomienda que se deshagan de ella, que es una mala influencia. Un error que Lou lamentará más adelante cuando a los pocos días empieza a sufrir asfixiantes pesadillas cuya macabra autora es la muñeca (algunas versiones de la leyenda afirman que Lou se levantó con arañazos al rededor del cuello, en otras versiones los arañazos se encuentran en la espalda, y en otras versiones, no pasó nada).

Después de estos acontecimientos, la situación se hace insostenible, ahora hasta el valiente Lou, el único que ponía un punto de sentido común, estaba aterrado… Todos querían deshacerse de la muñeca. Al no saber qué hacer, Donna llama a Ed y Lorraine Warren, dueños del Museo Oculto Warren. Cuando estos acuden y analizan a la muñeca les transmiten una mala noticia: la muñeca no está poseída por una niña de siete años, sino por una presencia maligna, por un demonio con ganas de apoderarse de Donna. Tras mucho insistir, Ed y Lorraine decidieron hacerse cargo de la muñeca y llevársela al museo. Durante el viaje de ida, el coche de Ed sufrió un accidente en el cual los dos estuvieron a punto de morir.  Esto corroboraba que la presencia maligna, el demonio aún estaba vinculada a la muñeca. Por suerte, pudieron llegar a salvo al museo donde decidieron encerrar a la muñeca en una urna de cristal bajo llave para que nadie pudiera tocarla.

Cuentan en algunas versiones de la leyenda que una pareja que acudió al Muse Oculto Warren, tomaron a la muñeca, la sacaron y empezaron a mofarse… En el viaje de vuelta, tuvieron un accidente y el chico murió en el acto, la chica estuvo 2 meses hospitalizada.

Fuente: Misterios y Conspiraciones