Los héroes de este niño son su equipo de hockey. Así se lo devuelven ellos

Es difícil hacer más feliz a un crío Deportes 10 noviembre 2014 – Hace 10 horas Cuando un niño va a ver un partido de su equipo, jueguen a lo que ...
publicado por
Leonardo Gala avatar
hace karma
0,10

Es difícil hacer más feliz a un crío

Cuando un niño va a ver un partido de su equipo, jueguen a lo que jueguen, lo que quiere es poder captar la atención de alguno de los deportistas porque ellos los han ascendido a la categoría de casi héroes aunque luego se den cuenta de que simplemente son profesionales de un deporte en especial.
Por eso, después del encuentro, o antes o durante, intentan acercarse a ellos. Algo que hizo el pequeño Liam Fitzgerald de 8 años con los jugadores del equipo de hockey Boston Bruins.

Ataviado con la gorra y la sudadera de su equipo preferido, uno de los clubes con mayor tradición en hockey sobre hielo, se coloca cerca del pasillo por donde pasan los jugadores para poder hacer el gesto típico de chocar los nudillos.

Esto es lo que ocurre cuando los jugadores pasan por su lado.

No te podrás resistir al pequeño Liam – hockeywebcaster – YouTube

Cada uno le dedica dos segundos para chocar con su pequeña mano y Liam, con Síndrome de Down, cada vez está más feliz al ver que los jugadores le hacen caso. No hay ni uno que pase por alto a uno de sus fans más jóvenes. Y como para no verlo porque Liam es el primero de la zona del túnel y que ya prepara su puño para recibir el saludo.

Estaba sentado en primera fila después de que el propio equipo le buscara ese asiento para el partido de la semana pasada contra los Florida Panthers. Era un regalo muy especial para Liam al que, con cuatro años, le diagnosticaron un cáncer que ha superado pero que le ha dejado secuelas. Una de ellas, por ejemplo, es que le tienen que pinchar hormonas cada día, según explica su madre, Christien Pitzgerald, en Boston.com.

Uno de los jugadores interesándose por Liam – @cavannafitz

Si hay algo que de verdad le apasiona a Liam eso es el hockey y en especial el equipo de Boston Bruins ya que para Halloween de 2013 se disfrazó del jugador Adam McQuaid. Fue precisamente McQuaid quien invitó a Liam y su familia a un partido en febrero y pudo conocer a varios jugadores. Explica su madre que lo más sorprendente era la sonrisa de su cara.

Conoce a cada uno de los integrantes del equipo y las posiciones donde juegan. Queda claro que los Boston Bruins tienen suerte de tener a un fan tan entregado con su equipo.

Liam es así de agradecido – Christine Fitzgerald

El vídeo lleva cinco días en YouTube y ya supera los cuatro millones de visitas. Seguro que Liam se ha ganado el corazón de más de uno.