¿Qué crees que hace Dunkin’ Donuts cada noche con los donuts que sobran?

En Estados Unidos, los tiran a la basura. “Política de empresa”. ¿Hay otras soluciones? Redacción – Un redditor ha sembrado la polémica en USA por ...
publicado por
Leonardo Gala avatar
hace karma
2,40

En Estados Unidos, los tiran a la basura. “Política de empresa”. ¿Hay otras soluciones?

Redacción – Un redditor ha sembrado la polémica en USA por grabar con cámara oculta cómo los empleados de DunkinDonuts, la mayor cadena de donuts del mundo, lanza a la basura todos los donuts (o dunkins) que no se han vendido en el día.

charlotti353 – YouTube

El chaval ve que la tienda está a punto de cerrar, se acerca al mostrador y pide que le regalen un donut. El empleado se niega a hacerlo mientras coge una bandeja y vuelca todos los donuts en el cubo de la basura. El chico, que graba sin que los trabajadores se enteren, le increpa diciendo que es “un gran desperdicio de comida”. El dependiente responde que es “política de empresa” y que hace lo que le dicen. Y es que realmente, el trabajador cumple con su obligación y con las normas: ni puede regalar género ni puede tener dunkins del día anterior para asegurar la calidad a sus clientes.

Youtube

Lo primero que pensamos si nunca hemos trabajado ni estamos familiarizados con el sector es que hacer eso supone una pérdida de comida impresionante (España es el sexto país de Europa que más comida desperdicia: 7,7 millones de toneladas al año) que bien podría servir para personas desfavorecidas y bancos de alimentos. ¿Cuántas veces hemos visto a gente sin recursos rebuscar en los contenedores a la hora del cierre de los supermercados? Pero desgraciadamente esta práctica que sí que puede ser tachada de escandalosa no es algo nuevo, pues es lo que ocurre en la mayoría de restaurantes, cadenas de comida rápida, panaderías y supermercados. Algunos, incluso, no dejan ni que sus empleados se lleven a casa nada de lo que ha sobrado, otra solución que serviría para que no se tirara tanta comida.

Foto del container de un gran supermercado español – Bg Vázquez – Youtube

DunkinDonuts España

Este medio se ha puesto en contacto con Dunkin Donuts España (Dunkin‘ Coffee) para contrastar si en España ocurre lo mismo que se ve en el vídeo. En nuestro país la política de esta empresa es algo diferente, porque según ellos lo que se hace en Estados Unidos no tiene por qué verse reflejado necesariamente en España. Para que no haya pérdida de comida, Dunkin‘ Coffee hace al final del día ofertas 2×1 para vender lo máximo posible (obviamente cada una de estas cafeterías tiene bien estudiado lo que consume de media diariamente). También nos han reconocido que están intentando buscar aguna ONG para el resto que sobra.

Un vacío legal y muchas trabas

Muchos empresarios se quejan de que tampoco tienen otra salida, porque para empezar las leyes respecto a la garantía sanitaria de lo que se consume son muy estrictas (pensemos por ejemplo en la problemática de los productos frescos que deben ir en refrigerado e incluso productos cocinados) y si hicieran otra cosa se podrían exponer a multas millonarias, aunque lo “donaran” sin comercializarlo. En otras palabras, no tienen garantías para poder ser solidarios por esta razón y porque el Gobierno tampoco facilita que se haga donaciones ni que el excedente sea trasladado a un banco de alimentos o a una ONG. También algunos restauradores nos han reconocido que hay una gran desinformación respecto a este tema.

Supermercado de Canarias tirando alimentos – Prodigi0Tv – Youtube

Si algún empresario con ética (que los hay) decide hacer esta caritativa acción de Responsabilidad Social Corporativa debe de ocuparse él mismo del transporte por cuestiones de control del alimento, con toda la responsabilidad y el gasto que ello conlleva. El Banco de Alimentos pone a disposición de las empresas que estén dispuestas a dar gratis sus excedentes nave de almacenamiento, cámaras frigoríficas, etc. Pero el transporte ordinario corre a cargo de la empresa que dona los productos. Quizás si se flexibilizaran las políticas o se pensaran maneras para aprovechar estos alimentos que van a la basura (protocolos, ayudas, sistemas de recogida…), más empresas se animarían a no desperdiciar comida que podría servir para dar de comer a los más necesitados.

thinkstock