La inercia moral.

  La vida creadora  individual o colectiva supone un estado de decoro de constante estímulos que excitan la conciencia de la dignidad, solo es posible en ...
publicado por
Obdilia Esqueda avatar photo
hace karma
4,90

 

La vida creadora  individual o colectiva supone un estado de decoro de constante estímulos que excitan la conciencia de la dignidad, solo es posible en una sociedad donde manda alguien a quien reconocemos pleno derecho para ejercer tal función, estimar al que manda tiene un efecto que va mas allá de la simple obediencia partidista ya que no se trata de aguantar;  aguantar lo que en si mismo es contrario a valores éticos y morales como son la justicia, la honestidad, el respeto envilece el alma de un pueblo.

Conviene destacar que la corrupcion, los presos políticos, la escasez, la delincuencia, son síntomas de una sociedad enferma, como enfermos están los actuales dirigentes políticos, esta realidad no se puede esconder indefinidamente con tarimas en la que se utiliza de una manera vil la música de canta autores como Ali Primera o Silvio rodriguez, bandera cultural de un mal llamado proceso revolucionario que nos ha subsumido en la violencia, el odio y la pobreza.

Lo curioso es que la dificultad autentica no radica en lo económico que obviamente esta planteado como un problema fundamental, pues nuestro país sigue siendo un paraiso con gran cantidad de recursos naturales,  sino en la manera como estos han sido administrado, en general en la forma incongruente en que se desenvuelve la vida publica y nuestras capacidades económicas.

El pesimismo, el desanimo que pesa sobre muchos venezolanos debe ser vencido con la convicción que lo mejor de Venezuela esta en su gente, que tenemos la suficiente madurez para elegir con objetividad los mejores candidatos para ejercer la función publica, lo que finalmente todos queremos es un Gobierno eficiente y eficaz capaz de alcanzar las metas que tengan como finalidad resolver los problemas puntuales del país.